Guerrero.- De 351 nuevos policías estatales que fueron asignados para “fortalecer las operaciones de seguridad y combate a la delincuencia en la Zona Económica Especial entre los límites de Guerrero y Michoacán”, 127 fueron datos de baja, informó el encargado de despacho de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) del estado, Rafael Horacio Perfecto Beltrán Noverola a diputados.

Previo a su comparecencia de ayer ante las comisiones de Seguridad Pública, Justicia, y Derechos Humanos en la sala José Bajos Valverde del Congreso, Beltrán Noverola envió a los diputados un informe de las actividades, en el cual detalla que la SSP cuenta con una fuerza operativa de cuatro mil 64 policías en activo, de los cuales tres mil 148 son policías estatales y 916 policías de seguridad y custodia penitenciaria, quienes se encuentran distribuidos en: La Unidad de Fuerzas Especiales; Policías Acreditables de Operaciones; Análisis Táctico e Investigación; Grupo Centauro; Policía de Seguridad y Custodia Penitenciaria, Policía Estatal Rural y las recién creada, Unidad Policial de Género y Grupo de Operaciones Especiales Jaguar, este último creado para vigilar la Zona Económica Especial La Unión-Lázaro Cárdenas, así como en el corredor turístico de Ixtapa-Zihuatanejo.

“Con el propósito de fortalecer las operaciones de seguridad y combate a la delincuencia en la Zona Económica Especial recientemente establecida por el Ejecutivo Federal en las colindancias con el estado de Michoacán, durante el periodo que se informa, se ingresaron un total de 351 nuevos efectivos que brindan seguridad de manera exclusiva en la zona referida”, señala el informe.

Detalla que, de los 351 nuevos policías asignados a vigilar la Zona Económica, se dieron de baja a 127, de los cuales 63 se encuentran bajo procedimiento de responsabilidad administrativa disciplinaria, por actos y omisiones, sin dar mayores datos.

En agosto de este año el gobernador Héctor Astudillo Flores puso en marcha el Grupo de Operaciones Especiales Jaguar para reducir los niveles de inseguridad en la Zona Especial Económica La Unión-Lázaro Cárdenas, así como en el corredor turístico de Ixtapa-Zihuatanejo.