México.- El diputado José Casas González, quien en 2016 estuvo en prisión por usurpación de funciones cuando trabajaba para la presidencia municipal de Cuernavaca, fue severamente criticado por sus dichos misóginos, pues expresó ante el Pleno del Congreso de Morelos que no le importa si ha dañado a sus compañeras por hablar “al chile pelón”, y que es lo que pasa por “sacar a personas de la cocina y darles una curul”.

La sesión de ayer, que se extendió hasta la madrugada, fue calificada como de vergüenza, por la postura del legislador, quien además no tuvo el valor para sostener sus palabras y una vez detonada la molestia tanto en el Congreso mismo como en redes sociales, salió a decir que el tema se sacó de contexto, pues señaló que "no es un tema de misoginia".

La frase la realizó después de que el legislador pedía un juicio político en contra de la diputada Tania Valentina Ruiz porque supuestamente incurrió en desacato en sus actividades legislativas.

"Pueblo de Morelos, lamentablemente así son las cosas, tenemos que transitar en este Congreso. Es lo malo de sacar a las personas de su cocina y darles una curul”, señaló.

“Mi respeto a todas las mujeres en la cocina, vengo de una familia de cocina, orgullosamente de Tres Marías. Ahí vivimos, pero no nos confundamos con la gente que tiene una formación y que han venido transitado para ocupar espacios públicos… El tema no es un tema de misoginia”, precisó el diputado, reconocido por estár acostumbrado a reventar sesiones del Congreso.