México.- El pleno de la Cámara de Diputados aprobó la reforma para eliminar el fuero constitucional del Presidente de la República, quien así podrá ser acusado no solo por traición a la Patria, sino también por actos de corrupción, delitos electorales o cualquiera de los enlistados en el artículo 19 de la Constitución.

Entre estos últimos destacan el abuso o violencia sexual contra menores, delincuencia organizada, homicidio doloso, feminicidio, violación, secuestro, trata de personas, desaparición forzada y los determine la ley en contra de la seguridad de la nación.

Avalado por mayoría calificada, con 420 votos a favor, 29 en contra y cinco abstenciones, el proyecto fue devuelto con modificaciones al Senado de la República para su análisis y eventual ratificación.

El dictamen establece, sin embargo, que para proceder penalmente contra el Presidente de la República solo habrá lugar a acusarlo ante el Senado de la República y éste resolverá con base en la legislación penal aplicable.

Los legisladores morenistas Mario Delgado y Pablo Gómez defendieron los alcances de la reforma constitucional para poner fin a la impunidad presidencial.