#A sangre fría

DJ Bengala prendía la fiesta en bar atacado para alimentar a 3 hijos

Erick Hernández Enríquez fue asesinado en la agresión de la noche del martes en el centro nocturno “El Caballo Blanco”.

Por Redacción, 2019-08-30 11:16

México.- Vivir de noche para sobrevivir de día sin dejar de ser feliz, así es como don Edén Díaz Araujo describe la vida de su hijo, Erick Hernández Enríquez, el joven conocido como “DJ Bengala” y quien murió en la agresión de la noche del martes en el centro nocturno “El Caballo Blanco”.

De orígenes muy humildes, como se puede apreciar al acudir el lugar donde vivía y donde fue velado por sus seres queridos, el joven de 29 años se esmeraba por garantizar que a sus tres hijos -de tres, cuatro y cinco años- no les faltara la educación para salir adelante.

Por ello, Erick se aprovechó de la mayor pasión que tenía en su vida, “la música”, con la cual gustaba de hacer espectáculos para divertir primero a sus amigos y conocidos, y después extender esta forma de diversión al lugar donde hasta esta semana trabajó dos veces por semana.

Su padre, resignado pero adolorido por lo difícil que es dejar ir “a un hijo tan bueno como él”, nos comparte el carisma que siempre caracterizó a su hijo, para el que la pobreza no fue obstáculo para ser feliz y hacer feliz a los demás.

“Era un chavo que a pesar del lugar en el que trabajaba, no era vicioso y eso era lo que a muchos sorprendía, porque trabajar y convivir en un lugar así, tarde o temprano te termina por jalar de alguna manera, pero a él no”, agrega orgulloso.

Con su indumentaria, una gorra de beisbolista y sus cadenas “como todo buen DJ”, Erick no sólo se limitaba a dar sus espectáculos en “El Caballo Blanco”, a donde sólo trabajaba dos veces por semana, sino que también hacía show para sus amigos y sus hijos.

“A veces armaba espectáculos para las escuelas y a los niños les encantaba”, asegura don Edén y así se pudo comprobar durante su velorio, al cual acudieron niños de la escuela primaria Cuauhtémoc, quienes en silencio hicieron guardia a la salida de la casa de “DJ Bengala”.

Y es que si algo caracterizó a Erick fue su carismática personalidad dadivosa, tal y como lo demostró el último día en que don Edén tuvo contacto con su hijo, “el día del cumpleaños de su abuelito, hace aproximadamente un mes”.

“Nos había dicho, no voy a poder ir porque tengo trabajo, pero al iniciar la fiesta fue el primero que llegó con el pastel. Sí, así era mi hijo”, agrega mientras aprieta los labios para evitar volver a llorar mientras una lágrima vuelve a salir de sus ojos.

Entre los sueños de Erick, además de ser uno de los mejores DJ, era garantizar que sus hijos tuvieran la educación que él ya no pudo continuar, pues aunque llegó a nivel preparatoria, la necesidad lo llevó a tener que dejar los estudios para trabajar y sobrevivir.

Es por ello que, aprovechando su pasión por la música, Erick decidió incursionar en el mundo de la mezcla musical, labor que desde pequeño desempeñaba para jugar en su casa, en donde “le gustaba hacer su magia con la música”, comenta don Edén.

Era tanta su generosidad “que nunca pudo quedarse para sí lo que hacía, el siempre quería compartir con los demás la felicidad que le daba la música, por eso siempre andaba armando espectáculos y siempre andaba entregándose, iniporque sabía lo que era no tener algo y la dicha que da que te den un poco de eso que no tienes”, subrayó.

Así pues, al llegar el momento del último adiós, la familia de Erick partió del número 423 de la calle Benjamín Cananea rumbo al Panteón Jardín, donde finalmente fueron depositados con cariño con la esperanza de un futuro encuentro en el más allá.

#A sangre fría

Así vivieron una balacera niños de primaria en Guaymas, Sonora

Los maestros de la institución alertaron a los alumnos y a las autoridades de la Guardia Nacional, quienes resguardaron el plantel con diversos patrullajes en la zona.

Por Redacción, 2019-09-14 10:44

México.- En pleno festival de la Independencia de México, alumnos de la escuela primaria «Plutarco Elías Calles» vivieron momentos de pánico al escuchar varias detonaciones de armas de fuego.

El hecho violento ocurrió cerca de las 11:20 horas, en el municipio de Guaymas, Sonora, cuando los niños se encontraban en el convivio patrio.

Los maestros de la institución alertaron a los alumnos y a las autoridades de la Guardia Nacional, quienes resguardaron el plantel con diversos patrullajes en la zona.

Según medios locales, los alumnos recibieron indicaciones por parte de los profesores de resguardarse bajo las mesas.

«El maestro nos dijo que nos fuéramos al salón rápido y nos tiráramos al piso. Esta es la primera vez que me pasa esto», dijo un alumno.

En tanto, una madre de familia expresó que en cuento escuchó las detonaciones, salió corriendo por sus hijos. «Dónde está el cambio que nos prometieron las autoridades actuales», expresó.

Los alumnos reconocieron a la maestra María Elena Quintero Rojas, quien supo tranquilizar a los estudiantes durante la balacera. En un video publicado en redes sociales, se muestra cómo la profesora entona canciones con los niños, mientras afuera suceden las detonaciones.

Sonora fue uno de los primeros estados en cambiar sus mandos policiales por militares, tras una recomendación del secretario federal de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo.

Rocío Romero pidió a sus alumnos que se tiraran pecho tierra, cantaran y los tranquilizó diciéndoles que era un simulacro. Mientras tanto, afuera dos hombres murieron a causa de la balacera.

#A sangre fría

Balacera en escuela primaria de Sonora deja cinco detenidos | VIDEO

Hasta el momento no se tiene reporte de personas muertas ni heridas.

Por Redacción, 2019-09-14 09:40

Sonora.- Una balacera registrada cerca de una escuela primaria en Guaymas, Sonora, provocó pánico entre los alumnos y profesores que se encontraban en medio de un festival conmemorativo del día de la Independencia.

De acuerdo con medios nacionales, los disparos se registraron alrededor de las 11:30 horas de la mañana, al rededor de la escuela “Plutarco Elías Calles”, en la colonia San Vicente.

Al escuchar las detonaciones, los docentes del plantel gritaron “¡Al suelo!” para que los alumnos que se encontraban en la ceremonia.

Una usuaria de Twitter identificada como @AguedaBarojas compartió a través de su cuenta el testimonio de una de las madres de familia de la primaria.

Autoridades locales pidieron a las personas que se encontraban dentro del instituto que se resguardaran junto con los niños hasta que ellos les dieran aviso de que la zona era segura. Después, los padres de familia fueron a buscar a sus hijos a la escuela primaria, según comentó la mujer.

Otro de los videos que compartió la cuenta personal de @AguedaBarojas resaltó el agradecimiento que los padres de los menores de edad dieron a los profesores, en especial a la maestra identificada como María Elena Quintero Rojas, quien cantó varias canciones con los alumnos para poder tranquilizarlos y distraerlos.

Hasta el momento no se tiene reporte de personas muertas ni heridas. Según la información de medios locales, hay cinco personas detenidas por portación de arma y drogas.

#A sangre fría

Entraron a una casa, torturaron a una embarazada y su bebé murió

«Me electrocutaron la pierna y cuando les supliqué que estaba embarazada me electrocutaron la panza», dijo.

Por Redacción, 2019-09-14 09:32

Mundo.– Una mujer embarazada de 6 meses fue golpeada y torturada con una picana eléctrica mientras se encontraba en la casa de su pareja. Tras el hecho, la bebé murió y el hombre con el que vivía se fugó con su ex novia. El macabro hecho ocurrió el pasado viernes 6 de septiembre en Lomas de Zamora.

Recostada en su camilla de hospital, Hellen Huerta grabó un video en el que explicó lo que pasó: “Un día como hoy el padre de mi hija me invitó a su casa a estar juntos porque no nos habíamos visto en toda la semana y él me extrañaba. Cenamos y me dijo que se iba a bañar. Me dormí y aparecieron dos tipos con picanas. Me electrocutaron la pierna y cuando les supliqué que estaba embarazada me electrocutaron la panza. Dejaron la picana más o menos un minuto ahí mientras me ataban y maniataban”.

“Yo pensaba que mi pareja estaba en el baño y por eso no se daba cuenta de nada. Cuando salió escuché gritos y que pelearon. Me golpeaban la panza con un odio despiadado. Yo trataba de protegerme pero ellos me pegaban con todo. En un momento perdí el conocimiento y cuando me desperté, el padre de mi hija me dijo que fuera al hospital”, agregó.

“Yo le dije que llamáramos a la policía, pero tardó media hora en venir. Me llevaron al Hospital Allende, donde me atendió una médica nefasta que me dijo que haría la ecografía al día siguiente. Cuando les avisé a mis padres, me trajeron a este hospital, y acá me dijeron que mi gorda murió. El padre estuvo en la cesárea, la besó y le cantamos. Después dijo que, hoy más que nunca, tenía ir a trabajar”, añadió.

Y continuó: “Yo lo entendí, pensé que no teníamos que dejar que la desgracia nos tirara abajo. Trabajó los dos días, porque es franquero, igual que yo. El domingo a la noche me dijo ‘necesito tiempo’ y nunca más me contestó un mensaje. El lunes apareció su celular tirado en un tacho y el miércoles encontré la publicación de que buscan a su ex. Cuando hablamos con la hermana de ella nos enteramos que se habían ido los dos, dejaron cartas de despedida… mataron a mi hija para irse los dos”.