México.-Debido a la falta de acuerdo en la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) sobre el recorte a la producción y una estrategia de guerra de precios de Arabia Saudita, el peso sufrió una caída en su cotización frente al dólar; igual suerte sufrieron otras monedas y los mercados bursátiles de oriente.
De acuerdo con el portal Bloomberg, que realiza monitoreo en tiempo real, el dólar se llegó a ubicar en un máximo de 21.35 pesos, luego de que ayer domingo iniciara en 20.10 pesos. Al corte de las 21 horas la moneda mexicana estaba en 21.65 unidades por cada divisa estadunidense.
Esta es la primera vez que el tipo de cambio del peso frente al dólar supera 21 unidades desde enero de 2017, cuando Donald Trump asumió la presidencia de Estados Unidos con una retórica antiinmigrante y de amenazas comerciales contra México.
La caída del peso ocurre en medio de un desplome generalizado de activos de riesgo, incluidas las bolsas de Asia y activos de países emergentes, luego que los precios referenciales del crudo cayeron hasta 20 por ciento. Servero López Mestres, director de Galo Energy, señaló que aunado a los problemas entre Arabia Saudita y Rusia, en este escenario se tiene una influencia negativa por el coronavirus, la situación económica de China y la disminución de la demanda mundial de crudo.
Fracaso en negociación La caída se explica por el fracaso en las conversaciones del pasado viernes del grupo OPEP+, conformado por Rusia, que encabeza a los aliados no miembros, y la propia OPEP que buscaban un recorte en la producción de crudo, por la expectativa de baja demanda generada por el coronavirus.
Rusia se opuso el viernes a los recortes de producción para estabilizar los precios, afectados por las consecuencias económicas del coronavirus. En respuesta, la petrolera Aramco, de Arabia Saudita, disminuyó unilateralmente sus precios de venta en diversas regiones, lo que igualmente causó la baja de monedas y mercados bursátiles.
Se trata de la mayor empresa del mundo, con un valor de mercado de aproximadamente mil 800 millones de dólares. Ramses Pech, de la consultora Caraiva y Asociados, indicó que “la decisión del país europeo se debe a que ve una ventana de oportunidad de tener una mayor decisión en la economía mundial y afectar la cotización el barril WTI.
Existen altas probabilidades de que la mezcla mexicana de exportación se ubique hoy lunes por debajo de los 30 dólares". Según Gonzalo Monroy, managing director de la consultora GMEC, el establecimiento de una guerra de precios dependerá “de lo rápido que Rusia se arrepienta de su intención del viernes de aumentar su producción.
El Reino Saudí mostró el músculo y la determinación de inundar el mercado, lo cual derribó todos los precios. “Una cosa que hace que esto sea diferente a 2014 (cuándo el precio cayó de 110 dólares por barril a 35 dólares en 6 meses) es que ahora los saudís tienen un fondo contingente para aguantar la caída de precios. Los saudís tienen para aguantar.
Los rusos no”, señala Monroy. “La caída de los precios del petróleo no es un tema de tipo de cambio necesariamente, pero sí es uno de finanzas públicas”, explicó López Mestre, de Galo Energy. México deberá evitar cualquier aumento de casos de coronavirus pues sumará un efecto negativo a la guerra de precios del mercado petrolero, comentó Pech.
Caída Un fuerte declive en los precios del petróleo provocó una ola global de aversión al riesgo. Pérdida Al arranque de la sesión del domingo, la moneda mexicana llegó a perder poco más de 6% en operaciones internacionales.
Recorte Arabia Saudita recortó su precio oficial de venta para abril en todos sus grados de crudo a todos los destinos.