De acuerdo a la vocera del gobernador electo de Guerrero, Erika Lührs Cortés los señalamientos del dirigente nacional del PRD respecto a que la campaña electoral de Héctor Astudillo fue apoyada tanto por el crimen organizado como por la Federación son “dolosas, irresponsables, fuera de lugar e inmaduras”.

La ex secretaría de Desarrollo Social en Acapulco durante el gobierno de Manuel Añorve Baños, convocó este miércoles a una conferencia de prensa para responder a las acusaciones realizadas esta mañana por el dirigente nacional del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Carlos Navarrete Ruiz.

"Para hacer una declaración tan fuera de lugar, como la que está haciendo un presidente nacional de un partido es momento de que se presenten las pruebas y no sólo sean señalamientos, han sido acusaciones dolosas, irresponsables, fuera de lugar e inmaduras. Quien no está preparando para perder tampoco estaba preparado para ganar", dijo la portavoz.

Asimismo, aseguró que “el día que terminó la jornada, Héctor Astudillo le tendió la mano a quienes habían perdido la elección”.

Además, aseguró que el priísta “será un gobernador que sepa trabaja en pluralidad, y del PRD depende si quieren trabajar con Héctor Astudillo”.