México.- El jefe de la oficina de la Presidencia, Alfonso Romo, descartó el riesgo de una recesión y también que haya desconfianza de los inversionistas o algún divorcio de los empresarios con la actual administración.

Entrevistado a su llegada a un evento privado, confió en que la economía logrará reactivar el crecimiento en los próximos meses para lograr el promedio de 4.0% anual en el sexenio.

 “Yo de la recesión, no lo creo, yo creo que tuvimos tres meses complejos, tuvimos un problema serio en las fronteras, con el transporte de mercancías y de exportaciones, si ven los números, enero y febrero iba muy bien, en marzo hubo problemas, entonces se juntaron muchas cosas, pero estamos muy optimistas porque sentimos al sector privado fuerte, apoyando, entonces este año quizás vamos a crecer entre 1.6 y 1.7%”, recalcó.

“Estamos trabajando en cómo cambiamos la curva, como en todos los presupuestos en los negocios, tenemos una base de presupuesto y luego pedimos un esfuerzo adicional para llegar a las metas que nos hemos propuesto”, agregó.

Cuestionado acerca de qué hacer para reactivar la confianza de los inversionistas, Romo Garza respondió que él disiente, porque no ve desconfianza.

Lo que les he estado pidiendo a todos los consejos regionales y sectoriales es que nos digan qué tenemos que hacer para que en lugar de que ustedes inviertan un peso, inviertan 1.20 pesos. Eso es lo que estamos trabajando”. La inversión sigue. En todo cambio de gobierno en México y el mundo, los inversionistas esperan para invertir, cada día ven señales más claras y cada día están invirtiendo más.

Sobre la factibilidad de lograr la tasa de crecimiento del PIB de 4.0% en promedio en el sexenio, Alfonso Romo se manifestó convencido de que la tendencia irá cada vez más hacia arriba. “Hablar de cifras precisas es complejo y difícil pero el objetivo es de 4.0% no hay duda, pero lo importante ahorita es marcar la tendencia.

“Este primer trimestre nos dio una cachetadita y eso, como cuando montas a caballo, te vuelves a subir para saltar mejor”. Sobre el tema de la inseguridad explicó que este es un problema de tendencia.

“Nadie puede prometer un cambio radical de un día para otro, lo que sí es que se trabaja desde la seis de la mañana todos los días para atenderlo. Se acaba de aprobar la Guardia Nacional de forma unánime, se están reestructurando los grupos, se está creando bienestar en las comunidades para atacar el problema”.