Acapulco, Guerrero.- Ejidatarios de Playones de San Isidro el Gallinero exigen al Tribunal Unitario Agrario de Guerrero apegarse a la ley sobre los fallos de denuncias hechas en el expediente número 851/2018 en contra del director de una secundaria, Oscar Damián Molina Olea, quien pretende despojarlos de un predio de cuatro hectáreas. En entrevista, Raúl Molina Gallegos acusó a su sobrino Óscar Damián de pretender despojarlo de sus terrenos ubicados en el Playones de San Isidro el Gallinero, en la zona rural de Acapulco. "Este señor Oscar Damián Molina Olea pretende despojarme de mis cuatro hectáreas que por ley me pertenecen porque me fueron heredadas por mi padre Adolfo Molina Ruiz quien me dejó como propietario de este predio”. Raúl Molina dijo que actualmente llevan dos audiencias solicitando la comparecencia de Óscar Damián y no se ha querido presentar. “Le exigimos a la Procuraduría Agraria que se apegue a la ley e investigue bien este caso porque no han querido resolver esta situación ", afirmó. [caption id="attachment_335511" align="aligncenter" width="1054"]Ejidatarios Acapulco Ejidatarios de Acapulco[/caption] Asimismo, el comunero denunció que Óscar Damián Molina Olea se afana de ser influyente y los amenaza con quitarles el predio porque es amigo del funcionario Ernesto Olivares Pita, quien supuestamente lo apoya para despojarlos de sus bienes. Por su parte, el primo de Raúl Molina Gallegos, Feliciano Dircio dijo que ha sido testigo de las amenazas que ha sufrido este anciano ejidatario de parte de su sobrino Óscar con la intención de amedrentarlo para quedarse con las tierras que le fueron heredadas por su abuelo el señor Adolfo Molina Ruiz y quien se las dejó a sus hijos Raúl Molina, Juan Molina, Cevera Molina, Vicenta Molina y su padre Félix Molina. Además, indicó, amenaza con poner en venta las parcelas de Juan Molina y de Mireya Molina. Terrenos que le pertenecen a los hijos desde hace más de 55 años. El abogado defensor de Raúl Molina, Leobardo Tecorral Alilio informó que la denuncia penal se encuentra hecha desde el pasado 29 de octubre del 2018, pero el magistrado del Tribunal Unitario Agrario del distrito 41, en conjunto con el licenciado y secretario de acuerdos, Iber Alejandro Morales Cruz, no han querido resolver el caso. Por último, informó que la próxima tercera audiencia será hasta el 5 de septiembre y donde se espera puedan llegar a una conciliación con el demandante y el denunciado.