Ciudad de México.- Las indagatorias por las quejas presentadas por el PRD y PAN contra el presidente Andrés Manuel López Obrador; su hermano Pío López Obrador; David León Romero, ex coordinador nacional de Protección Civil; y Morena “por supuesto financiamiento ilícito para actividades electorales en Chiapas y en la campaña presidencial de 2018”, iniciarán, señaló el consejero presidente del Instituto Nacional Electoral, Lorenzo Córdova, pero deben analizar si se trata de un asunto de fiscalización que la investigará la Unidad Técnica o si existe otro delito lo revise la Unidad de lo Contencioso Electoral.

Al participar en el seminario sobre “Violencia y Paz: El Crimen Organizado en las Elecciones”, del Colegio de México, Córdova indicó que deben ubicar en qué momento ocurrieron los hechos, porque los delitos electorales prescriben a los cinco años.

Explicó que en este caso se tendrían que pedir a la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales los resultados de sus indagatorias, y si se comprueba que hubo un delito electoral se tendrán que pronunciar el Consejo General del INE y la Sala Especializada del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

El presidente del INE indicó que sus indagatorias pueden incluir otros delitos que no necesariamente prescriben a los cinco años.