#Trendy

El tecnodetective que usa inteligencia artificial contra criminales

Su equipo ha desarrollado algoritmos capaces de hacer barridos en bases de datos inmensas (el ya célebre big data) para comprender el funcionamiento de redes criminales y el papel que jugó cada cómplice.

Por Redacción, 2018-01-09 10:27

El colombiano Eduardo Salcedo combate la creciente complejidad de las tramas delictivas con tecnología. “El filósofo del crimen” persigue redes globales de malhechores. Sus investigaciones combinan teorías filosóficas con técnicas de inteligencia artificial y el uso del big datapara desenmascarar tramas de corrupción, tráfico de drogas y procesos de infiltración criminal en los aparatos del poder estatal.

Así, el colombiano Eduardo Salcedo ha adoptado el apodo Sherlock Holmes del siglo XXI. Su objetivo: «Atraer la atención sobre un trabajo tan incomprendido como necesario».

El día que intentamos contactar con él está en Irak, donde colabora con el proceso de justicia transicional tras la guerra. Cuando por fin podemos hablar por Skype contesta desde Guatemala: allí trabaja con la Fiscalía en un caso de corrupción del que no puede hablar por una cláusula de confidencialidad. Durante el último año ha viajado además por EEUU, Colombia, Brasil, Argentina y México: «En realidad, desde hace tres años vivo en Tampa (Florida), gracias a una beca que gané para personas con habilidades extraordinarias o algo así, un nombre súper chistoso».

Sus investigaciones le han llevado a los lugares más recónditos del mundo, emulando las intrépidas aventuras del reportero Tintín: en Bulgaria investigó la explotación de personas en la frontera de Europa del Este; en Sudáfrica, el tráfico de cuernos de rinoceronte; en la República Democrática del Congo, el contrabando de coltán y en Colombia, el de oro; en Perú la corrupción durante el gobierno de Fujimori… Estos trabajos están recogidos en series como The Traffickers, de la productora Fusion, y en libros como Narcotráfico, corrupción y estados (Debate, 2012) y Macro-criminalidad (iUniverse, 2016).

Salcedo nació en Bogotá en 1981, donde estudió Filosofía con una maestría en Ciencia Política en la Universidad de los Andes. En 2003 decidió investigar sobre las tendencias del crimen en Colombia y en 2010 creó la fundación Vortex con el también colombiano Luis Jorge Garay, doctor en Economía por el Massachusetts Institute of Technology (MIT). “Comenzamos a interesarnos por el enfoque internacional”, recuerda. “Nos dimos cuenta de que la justicia tradicional está obsoleta: no está preparada para investigar los nuevos casos de corrupción y de crimen transnacional”.

maxresdefault 1055 402 El tecnodetective que usa inteligencia artificial contra criminales

Pone un ejemplo: el caso Lava Jato, uno de los escándalos de corrupción más graves en la historia de Brasil, que se hizo público en 2014. Una compleja red robó más de 2.600 millones de euros con operaciones de lavado de dinero. «El cerebro humano tiene barreras», se arranca. Cita al antropólogo Robin Dunbar, que fijó en 150 individuos el límite de la estructura social que un ser humano puede abarcar. “Imagínate la labor utópica de un fiscal y un juez en casos como éste, donde hay involucrados 800 actores entre empresas y personas”.

Su equipo ha desarrollado algoritmos capaces de hacer barridos en bases de datos inmensas (el ya célebre big data) para comprender el funcionamiento de redes criminales y el papel que jugó cada cómplice. A partir de ahí, trabajan con herramientas de visualización para simplificar los resultados. Sus gráficos sobre el caso Lava Jato en Brasil (las conclusiones están a punto de salir a la luz) o sobre la Familia Michoacana, una organización dedicada al narcotráfico en México, no sólo impresionan, sino que arrojan luz sobre el inmenso trabajo de investigación que hay detrás. Además de la fundación Vortex, Salcedo ha colaborado con la fiscalía y los jueces de distintos países, ha asesorado a gobiernos y ha trabajado con Transparencia Internacional, el Centro Internacional de Justicia Transicional y Humanitas, entre otros.

“La definición antigua sobre corrupción ha cambiado: ya no hay criminales que lideran una estructura piramidal, sino nebulosas que interaccionan entre sí para cometer un entramado de crímenes”, explica el filósofo del crimen, un sobrenombre con el que le citan en publicaciones especializadas como Philosophy Now. “Me di cuenta cuando estudié la infiltración masiva de grupos narco-paramilitares en la política colombiana. Entre 2002 y 2006 el 40% de los congresistas electos en el país tuvieron relación con estas fuerzas mafiosas”.

¿Ha sufrido amenazas?

Afortunadamente, no de manera directa. Trabajo con cuidado, sigo unos protocolos muy estrictos de seguridad cuando viajo. No hay ningún respaldo institucional en caso de que lo necesite.

¿Ha tenido que abandonar alguna investigación?

Colombia desgasta. Demostramos colaboración entre paramilitares y el Estado, pero el estudio quedó sepultado en la Fiscalía. Tenemos las pruebas, pero no se le prestó atención.

redes globales del crimen El tecnodetective que usa inteligencia artificial contra criminales

Dice que el objetivo de sus investigaciones va más allá de lo teórico: “Queremos que tengan un impacto real, que cambien las cosas; si no se traduce en algo útil para el sistema de justicia es inútil para nosotros”.

El trabajo de Vortex no encaja ni en la filosofía ni en el campo científico: su disciplina híbrida entre la neurociencia, el análisis de redes sociales y la inteligencia artificial aplicada a los datos es algo todavía novedoso, casi inédito en el mundo de la investigación de crímenes transnacionales. “Somos conscientes de ello”, admite. “Mantengo una pelea con universidades e investigadores que no entienden la importancia de estas técnicas en los sistemas de justicia nacionales”.

No tienen oficina, sino que funcionan a través de una red de colaboradores (muchos voluntarios) de diversos campos: sociólogos, filósofos, antropólogos, periodistas, lingüistas, economistas y abogados que investigan “lo que no cabe en las facultades tradicionales”.

Navegar en aguas de nadie les ha cerrado algunas vías. “La financiación es una pesadilla. Hemos conseguido ayuda del USAID (la agencia de EEUU para el desarrollo) y de la Open Society del filántropo George Soros pero no tenemos mucho éxito porque consideran nuestras propuestas demasiado experimentales”, reconoce Salcedo. “Nos preguntan por qué no funcionamos como una empresa y vendemos nuestro software para sacar plata, pero no nos mueve el ánimo de lucro”.

Recientes escándalos internacionales han propiciado colaboraciones entre fiscalías. Son casos como Lava Jato, los Papeles de Panamá o la Operación Lezo, la trama en América del Canal de Isabel II. “Es algo inédito, antes sólo había operaciones internacionales entre las justicias en casos de narcotráfico. Pese al avance, todavía son insuficientes”, lamenta Salcedo.

Denuncia “luchas de poder” entre gobiernos y “secretismo de información” en las fiscalías. “Es muy frustrante comprobar la debilidad de la justicia ante fenómenos monstruosos de macro-corrupción que cada vez van a ser más comunes. Hace falta voluntad política para que esto cambie”.

“Investigar sólo a criminales es una estupidez. Para operar necesitan dinero y apoyo que sólo pueden brindarles banqueros, empresarios y políticos. Sin eso el crimen transnacional no podría existir”.

Aunque a veces es el poder quien trata de silenciarle: se ha encontrado con gobiernos que han bloqueado sus pesquisas: “No están interesados en destapar los crímenes que están enquistados en sus propias estructuras”.


Este texto fue publicado originalmente: http://www.elmundo.es/papel/historias/2018/01/09/5a53b8cc22601dda7a8b463c.html
#Oh-La-La

El secreto de las famosas para lucir más jóvenes

Checa los detalles aquí…

Por Redacción, 2018-05-24 12:31

México.-Sandra Bullock, de 53 años y Cate Blanchett a punto de cumplir 50 están fantásticas. Siempre han sido atractivas y siempre han cuidado su aspecto, pero parece que el tiempo se ha detenido para ellas. A punto de verlas juntas gracias al estreno de la película “Ocean’s 8”, hemos hecho un repaso a sus mejores trucos de moda y belleza para descumplir años y que tú también puedes aplicar. ¡Empezamos!

Así de fantástica hemos visto esta misma semana a una jovencísima Sandra Bullock en plena promoción de su nueva película. Mírala bien, ¿en qué te fijas primero? En su pelo, sano, fuerte, brillante… Y ese es uno de los primeros secretos de belleza antiedad que existen: el pelo seco o encrespado envejece. Para evitarlo, hidrátalo a fondo usando champús nutritivos, acondicionadores reparadores y mascarillas, sobre todo si lo llevas teñido.

El color del pelo es muy importante

La clave es elegir un tinte con un tono lo más parecido al de tu cabello natural y jugar con un par de tonos arriba o abajo. Los cobrizos y los castaños cálidos rejuvenecen y aportan mucha vitalidad. Un color avellana con alguna mecha clara que aporte luz a la zona frontal también favorece mucho.

Moño rejuvenecedor

Tanto las coletas como los moños estilizan el cuello, pero si se pegan demasiado al cráneo, como un moño de bailarina, endurecen los rasgos. En cambio, un moño desenfadado con el pelo ahuecado y más voluminoso suaviza el perfil, rejuveneciendo los rasgos.

Apuesta todo al rosa y quítate años

El colorete rosa da un toque juvenil y fresco a tu maquillaje. Para ponerlo haz el gesto de sonreír y aplícalo de forma circular en la zona que más sobresale del pómulo.

Pon un flequillo en tu vida

El flequillo aporta un toque juvenil y además es muy práctico, ya que ayuda a disimular las arrugas del entrecejo e incluso las patas de gallo. Sandra Bullock –y muchas otras famosas– se han apuntado a la moda del flequillo. Este año se lleva combinado con media melena.

Un look juvenil ahora y siempre

¿Dónde está escrito que a partir de los 40 o 50 hay que vestir de una determinada forma? Los looks más lady o señora son acertados para determinadas ocasiones, pero siempre resultará infinitamente más favorecedor un look casual desenfadado. ¿Qué edad aparenta Sandra en esta foto?

Haz que la ropa juegue a tu favor

Un escote demasiado pronunciado, un vestido que no respeta las formas de tu cuerpo, colores que no sientan bien a tu tono de piel… son muchos los errores que podemos cometer a la hora de vestirnos y que nos pueden sumar años y restar estilo de un plumazo. Sandra, que de esto sabe un rato, suele optar por el escote halter, enseñando sus hombros y huye de los vestidos muy ceñidos y de los colores estridentes.

Un look minimalista te quita años

El maquillaje antiedad se basa en usar la cantidad justa y no excederse. Evita las bases muy espesas o los ojos muy cargados, que solo conseguirán acentuar tus líneas de expresión convirtiéndolas en arrugas en toda regla. Lo mismo ocurre con el pelo. Una media melena desenfadada cortada a capas y los reflejos sutiles, en lugar de las mechas muy marcadas, rejuvenecerán tu look.

Boca bien dibujada

Con la edad, los labios se desdibujan y pierden volumen. Usa un perfilador de su mismo tono para devolverles su forma original. Si lo necesitas, aplica un poco de corrector en el contorno, para eliminar la pigmentación irregular o difuminar las sombras de las arrugas y de la comisura de los labios. Luego ponles un toque de brillo en tonos naturales (rosa, melocotón…). Ayudará a que parezcan más voluminosos.

Las mechas naturales rejuvenecen

Evita las mechas demasiado contrastadas, lo ideal es que simulen un ligero desgastado de tu propio color fruto de la exposición solar y la vida al aire libre. Lo mismo que ir “como despeinada”. Aunque le des forma a tu pelo con el cepillo y el secador, deshaz al final el peinado un poquito con ayuda de tus manos para darle un toque más natural.

Los ojos grandes parecen más jóvenes

Para hacerlos más grandes perfila tu mirada trazando una línea en el párpado superior que agrande tu ojo. Si quieres un efecto más suave usa un lápiz gris o marrón para perfilar. Y si tienes el ojo pequeño, traza una raya por dentro del párpado inferior en un tono claro. Para que se vea más natural prescinde del blanco y apuesta por un beige o perla.

Juega con los colores de la ropa

Vale, a todas nos encanta el negro porque nos sentimos mucho más delgadas, pero cuando se trata de quitarnos años de encima, los colores claros se llevan la palma. El color blanco y los tonos pastel siempre te aportarán luz al rostro y te “iluminarán” como si fueran una varita mágica.

#Oh-La-La

Acusan a Morgan Freeman por acoso y conducta inapropiada

Una mujer dijo que Freeman la acosó sexualmente a ella y su asistente, haciendo comentarios sobre sus cuerpos, en la filmación de “Now You See Me”, de 2012.

Por Redacción, 2018-05-24 11:32

México.-Una mujer que formó parte de la producción de “Going In Style” acusó al actor Morgan Freeman de acoso y conducta inapropiada.

En una entrevista para CNN, la que fuera asistente de producción en la cinta dijo que Freeman la sometió todos los días a tocamientos indeseados y comentarios acerca de su figura y manera de vestir.

Aseguró que Freeman le ponía la mano en la espalda baja y en alguna ocasión “trató de alzar mi falda y preguntó si estaba usando ropa interior”.

De acuerdo con la información de CNN, ese caso no fue el único, pues otras mujeres lo han señalado por acoso durante filmaciones.

Una mujer dijo que Freeman la acosó sexualmente a ella y su asistente, haciendo comentarios sobre sus cuerpos, en la filmación de “Now You See Me”, de 2012.

Fueron 16 las personas que hablaron para CNN y 8 de las cuales se dicen víctimas de acoso mientras que otras lo señalaron por conducta inapropiada. Señalan que Freeman tenía un patrón de conducta de acoso.

#Creativos

Amado Nervo, pilar del Modernismo, a un siglo de su muerte

Sus obras siguientes fueron: “Elevación” (1916), “El estanque de los lotos” (1917) y “Plenitud” (1918). Un año después, el 24 de mayo de 1919, Amado Nervo falleció a los 49 años en Montevideo, Uruguay; su cadáver fue trasladado a México, donde se le rindió un homenaje.

Por Redacción, 2018-05-24 11:27

México, Notimex.-El nombre del connotado poeta y escritor Amado Nervo, quien falleció hace 99 años, es evocado a través de un Festival Cultural que lleva su nombre y se realiza en Nayarit, la tierra natal del autor de “Serenidad”, “Elevación” y “La hermana agua”, entre otras.

Juan Crisóstomo Ruiz de Nervo y Ordaz, mejor conocido como Amado Nervo, nació el 27 de agosto de 1870 en la ciudad de Tepic, Nayarit. En 1884 asistió a un colegio en Jacona, Michoacán, y después al Seminario Conciliar de Zamora, donde permaneció cinco años, cita su biografía publicada en el portal de Internet “amadonervo.net”.

De acuerdo con sus biógrafos, la familia del poeta era de clase media y tuvo que enfrentar problemas económicos que lo obligaron a dejar sus estudios eclesiásticos, aunque también se considera que sus inclinaciones literarias influenciaron en esta decisión.

Tiempo después se trasladó a la capital del país, donde radicó y comenzó a trabajar en pequeños negocios, al tiempo que se relacionó con personajes del periodismo y las letras. Posteriormente, el poeta comenzó a colaborar en varios periódicos que publicaron sus poemas, cuentos, crónicas, semblanzas y críticas de libros y teatro.

En esta etapa de su vida, el diario “El Imparcial” lo envió a París, Francia, para cubrir la Exposición Universal de fin de Siglo y prolongó su estancia por Europa dos años, en los que entabló una gran amistad con personajes como Rubén Darío (1867-1916) y otros escritores del llamado Modernismo. A partir de ese momento, su obra se vio innegablemente influenciada por Darío, además de dejarse llevar por sus intuiciones y raíces religiosas de la juventud, que inspiraron las publicaciones “Perlas Negras” (1869) y “Místicas” (1898).

El nombre del bardo empezó a hacer ruido en 1895, con la publicación de su primer libro, “El Bachiller”, una novela corta, que de acuerdo a lo que el propio Nervo escribió en una de sus biografías “por lo audaz e imprevisto de su forma, y especialmente por su desenlace, ocasionó en América tal escándalo”, que propició que fuera conocido. A partir del 24 de octubre de 1897, “El mundo” lanzó un suplemento humorístico titulado “El Mundo Cómico”, cuya dirección estuvo a cargo de Nervo.

Desde el 2 de enero de 1898, este suplemento se separó del diario, para ser una publicación independiente que cambió su nombre a “El Cómico”. El poeta optó por seguir los principios y la filosofía del “Parnaso”, grupo que intentó reaccionar contra la poesía utilitaria y declamatoria que se encontraba en boga en aquel periodo, así como contra el romanticismo lírico.

En 1901 conoció, en París, a Ana Cecilia Luisa Dailliez, quien fue el amor de su vida y con quien vivió hasta la muerte de ella, acaecida en 1912. El sitio web “biografiasyvidas.com” señala que la muerte de Ana fue un golpe muy doloroso en la vida de Nervo, del cual se valió para escribir los versos “La amada inmóvil”, obra que vio la luz hasta después de la muerte del autor. El siguiente periodo escribió la obra “Poemas” (1901), a la que le siguieron “El Éxodo y las flores del camino”, “Hermana agua” y “Lira heroica”.

“Los jardines interiores ” cerró este ciclo en el que Nervo mostró un estilo depurado a la hora de escribir, acompañado de una gran preocupación por perfeccionar la forma de la estrofa y de la escritura. A su regreso a México, luego de años de cultivar su pasión por las letras, siguió colaborando para diferentes periódicos y publicó algunos libros, además de desempeñarse como profesor de español, historia y literatura en la Escuela Nacional Preparatoria.

En 1906 fungió como diplomático mexicano en Argentina y Uruguay, con lo que inició su carrera política, que concluyó cuando fue designado secretario segundo de la Legación de México en España. En 1918 recibió el cargo de Ministro Plenipotenciario de Argentina y Uruguay, y conoció al notable escritor y periodista Juan Zorrilla San Martín (1855-1931), quien influyó de manera decisiva en el acercamiento que Nervo tuvo con la iglesia católica en los últimos días de su vida.

Sus obras siguientes fueron: “Elevación” (1916), “El estanque de los lotos” (1917) y “Plenitud” (1918). Un año después, el 24 de mayo de 1919, Amado Nervo falleció a los 49 años en Montevideo, Uruguay; su cadáver fue trasladado a México, donde se le rindió un homenaje sin precedente. Posteriormente, fue sepultado en la Rotonda de las Personas Ilustres.