Ciudad de México.- El Centro Nacional de Inteligencia informó al gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro de amenazas en su contra de presuntos integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) que encabeza Nemesio Oseguera Cervantes El Mencho.

El mandatario estatal es uno de los servidores públicos amagados por la banda criminal, junto con el secretario de Seguridad Ciudadana de la capital del país, Omar García Harfuch y el titular de la Unidad de Inteligencia Financiera de Hacienda, Santiago Nieto, entre otros como el canciller Marcelo Ebrard y el responsable federal de seguridad, Alfonso Durazo, señala el diario Milenio.

En la reunión del gabinete de seguridad de la semana entre el 8 y 12 de junio, el CNI alertó, sin que les mostraran el audio donde supuestamente se amenaza a los funcionarios.

De la misma manera, se informó a Alfaro de la existencia de información de inteligencia sobre una supuesta intención de realizar acciones en su contra.

La revelación se da una semana después del ataque en la Ciudad de México contra Harfuch, quien aún permanece hospitalizado después de recibir tres impactos de bala.

CONFIRMA AMENZAS

El gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, señaló este viernes que fue notificado sobre amenazas en su contra de parte de integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG).

"Ayer por la tarde nos informaron simplemente para tener precauciones por esta información. Yo he dicho que más que una amenaza específica en contra de un servidor, es una muestra del desafío contra el Estado mexicano", aseveró en entrevista para Grupo Fórmula.

Indicó que reforzó su seguridad tras los mensajes.

"Se tomaron algunas medidas para reforzar la seguridad. Lo que se tiene que entender es que estamos viviendo tiempos muy complicados, pero vamos a salir adelante. No se puede gobernar con miedo; vamos a seguir caminando hacia adelante", puntualizó.

Alfaro destacó que el atentado contra el secretario de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México, Omar García Harfuch, ocurrido la semana pasada, invita a los gobernantes a cerrar filas.

"Los hechos de los últimos días muestran que es momento de enderezar el camino, de cerrar filas. Estamos viendo amenazas a las instituciones, un rostro que en algunos estados se ve y se reflejó en la Ciudad de México. Llegó el momento que este asunto pueda tomar otro camino, que se convoque a replantear la ruta a seguir", precisó.