México.- Como una acción novedosa, transparente y justa del gobierno federal, calificó el presidente del Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan, Abel Barrera Hernández la entrega de 41 millones de pesos a los municipios de Metlatónoc y Cochoapa el Grande, recurso de la segunda subasta llevada a cabo por el Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado.

Consultado vía telefónica, Barrera Hernández dijo que los alcaldes deben rendir transparentar los gastos del recurso recibido y tomar en cuenta a los pobladores para definir las acciones que se realizarán.

“La mejor forma de poder regresarle al pueblo es que llegue a los lugares más pobres, sabemos que en Guerrero Metlatónoc y Cochoapa el Grande siguen siendo los municipios más pobres del país. Sentimos que es una práctica nueva, transparente, justa, obviamente que se está tratando de voltear los ojos hacía los lugares más olvidados”, comentó.

“Es una oportunidad para que los municipios, los alcaldes sepan que tienen trabajar con mayor transparencia, se necesita rendirles cuentes a los ciudadanos y se consulte a las comunidades”.

Barrera Hernández dijo que el recurso entregado a los dos municipios está destinado para la construcción de caminos, pero se debe de consultar a los pobladores para definir las acciones.

“Porque de nada sirve que haya esta designación de los recursos desde la presidente de la república y que no se replique entre el presidente municipal y los ciudadanos, debe de seguir el mismo ejemplo de llamar a las comunidades para que junto con sus autoridades puedan participar en la distribución no del recurso sino de las responsabilidades”, comentó.

Consideró que la entrega del recurso a los municipios es un ejercicio novedoso que se debe replicar de las presidenciales municipales a las comunidades “porque nunca los pobladores son tomados en cuenta y que al mismo tiempo se rindan cuentas”.

El jueves, el presidente Andrés Manuel López Obrador entregó al alcalde de Metlatónoc, Zeferino Villanueva Galindo, y a la alcaldesa de Cochoapa el Grande, Edith López Rivera, 21 millones de pesos a cada uno, producto de la venta de inmuebles, algunos, de la delincuencia organizada.