La organización yihadista Estado Islámico (EI) moviliza sus fuerzas en la ciudad siria de Al Raqa, para hacer frente a una posible ofensiva de la oposición siria.

El grupo terrorista estaría sacando de Al Raqa a parte de sus efectivos y cubriendo algunos objetivos que podrían ser atacados en caso de una ofensiva terrestre y aérea.

El EI ha declarado su autoproclamada capital Al Raqa bajo “estado de emergencia”, según han constatado las autoridades militares estadunidenses, que perciben en esta acción el miedo a un posible asedio.

"Vemos que los terroristas declararon el estado de emergencia en Al Raqa, sabemos que el enemigo se siente bajo amenaza", afirmó el coronel Steve Warren, portavoz de la coalición antiterrorista que lidera Estados Unidos.

Según el coronel, "los terroristas están al tanto de los movimientos (de los grupos de la oposición siria) tanto en el este, como en el oeste" y responden a estas maniobras: "hay informes de que cambian las posiciones de sus fuerzas".

Al Raqa, situada entre Siria e Irak, se considera la capital no oficial del autodenominado Estado Islámico, que ha pérdido gran parte del territorio que controlaba en el vecino país de Irak.

“La presencia del EI en las provincias iraquíes ha bajado, ya que antes ocupaba un 40 por ciento del territorio de Irak y ahora le resta sólo un 14 por ciento de las tierras que profanó desde que entró en ellas, en 2014", aseguró el portavoz del gobierno iraquí, Saad al Hadizi.

Notimex