Una estudiante de diseño de la Universidad Goldsmith, en Londres, creó un guante inteligente que traduce los mensajes de signos, debido a que su sobrina de cuatro años es autista y sólo se comunica con los demás a través de esta lengua, por lo que fue la inspiración para esta joven universitaria.

Hadeel Ayoub es la creadora del instrumento, su interés por ayudar a las personas con autismo fue lo que le dio ánimos para facilitarle la comunicación a éstas, por medio del innovador objeto.

El guante inteligente lleva por nombre SignLanguageGlove (Guante de Lenguaje de Signos), un dispositivo con conexión inalámbrica que traduce el movimiento de los dedos del usuario a letras o sonidos que pueden ser leídos o escuchados en una aplicación de un Smartphone.

Ayoub es experta hablando inglés, francés y árabe,  por lo que busca tener el aparato en diferentes idiomas; el funcionamiento de la pieza es a través de cinco sensores que detectan el movimiento de los dedos y un acelerómetro que determina la orientación del movimiento.

La estudiante fue quien creó el software que lleva el movimiento a la palabra, y aseguró que el próximo prototipo permitirá enviar mensajes de texto o correos.

“Se trata de eliminar las barreras de idioma, discapacidad o físicas; mi intención es que el guante también se conecte  a la red wifi, para dar mayor independencia a quien lo necesite” explicó.