#Orbis

Europa se prepara para nueva ola de calor con temperaturas de 40 °C

La ola de calor, corta pero intensa, se extenderá rápidamente a gran parte del país hasta el jueves, día en el que se prevé un pico.

Por Redacción, 2019-07-22 08:32

México, AFP.-Después de Estados Unidos, donde se batieron récords de calor el domingo, Europa se prepara para la llegada de una nueva canícula esta semana, con temperaturas que podrían superar los 40 °C en Francia y España.

Los termómetros, que marcaron 38 °C en Nueva York y Washington, comenzaron a bajar este lunes con la llegada de un frente frío, mientras que del otro lado del Atlántico las temperaturas empezaban a subir.

Las señales de alerta sobre el calentamiento global se multiplican en 2019. El mes de junio fue el más caluroso jamás registrado en todo el mundo, particularmente por la canícula que sofocó a Europa el mes pasado, según datos del servicio europeo sobre cambio climático Copernicus.

Hace una semana el mercurio alcanzó los 21 °C en Alert, el lugar habitado más al norte del planeta, a menos de 900 kilómetros del polo norte, un récord para esa localidad.

En Francia más de 20 departamentos del suroeste y del centro-este estaban en «vigilancia naranja» el lunes. El gobierno extrema las precauciones para evitar una canícula similar a la de 2003, cuando murieron 15.000 personas.

La ola de calor, corta pero intensa, se extenderá rápidamente a gran parte del país hasta el jueves, día en el que se prevé un pico.

Los habitantes de los grandes núcleos urbanos, que sufren con más intensidad el calor, serán los más afectados.

En París, «se prevé 41 o 42 °C el jueves, y hay una gran posibilidad de que se supere el récord de 40,4 °C de 1947», dijo a la AFP François Jobard, especialista del servicio meteorológico nacional Météo-France.

Alerta en España

Otras ciudades francesas también podrían ver caer sus récords históricos, incluyendo Reims, Bourges, Lille y Clermont Ferrand.

El gobierno francés recomienda a la población que tome precauciones: beber mucha agua, evitar hacer deporte intenso y mantenerse alejados del sol.

«Nos refrescamos en las fuentes de la ciudad y tratamos de mantenernos en la sombra cuando andamos por la calle. Siempre llevamos una botella de agua con nosotros y no salimos más de una hora y media», cuenta Camille, de 27 años, mientras pasea con sus dos sobrinos por la ciudad de Lyon.

Francia registró un récord de temperatura el mes pasado, con 46 ºC en la localidad de Vérargues, en el departamento de Herault, en el sur de Francia.

El termómetro subía también en España. El lunes 14 de las 50 provincias del país estaban en alerta naranja, por temperaturas «significativamente altas» que podrían sobrepasar los 41 ºC en Jaén y Córdoba, en Andalucía (sur), o los 39 ºC en Madrid, indicó la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Las temperaturas, «por encima de los valores normales para la época del año en la Península», según la AEMET, remitirán levemente el martes, pero 10 provincias continuarán en alerta naranja, y se podrían alcanzar los 41 ºC en Zaragoza (noreste).

Se esperan asimismo esta semana temperaturas próximas a los 40 grados en Italia, Bélgica, Holanda y Luxemburgo.

Incendios en Portugal

Este verano particularmente caluroso preocupa también en Alemania, en donde el mercurio marcó un récord de 38,6 ºC a finales de junio en Brandeburgo, la región que rodea Berlín.

Cerca de la mitad de los alemanes (47%) admiten sentir miedo por estas olas de calor, según un estudio del instituto de investigación Insa publicado en el diario Dild.

Portugal combatía por su parte un gran incendio que se declaró el sábado en la región de Castelo Branco, a 200 kilómetros al norte de Lisboa.

El viento y el calor complicaron las tareas de los cerca de 2.000 bomberos que fueron movilizados, con el apoyo de aviones y helicópteros, el domingo. El lunes por la mañana, un perímetro del 10% de la zona quemada, seguía activo.

Reino Unido también sufrirá del calor esta semana, pero menos que el continente. Los especialistas estiman que el récord de 36,7 ºC de julio, establecido el 1 de julio de 2015, podría ser superado.

#Orbis

Unión Europea prepara guerra comercial contra un Trump proteccionista

Europa no rehuirá la confrontación si Estados Unidos busca usar los aranceles como un arma política.

Por Redacción, 2019-08-24 13:58

Efe.- La Unión Europea (UE) está lista para responder a las amenazas del presidente estadounidense, Donald Trump, de imponer aranceles al vino francés, aunque alertó a EE.UU. de los graves perjuicios que ocasionaría una guerra comercial con sus aliados.

El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, lanzó hoy la advertencia más contundente hasta el momento en dirección a Washington de que Europa no rehuirá la confrontación si Trump busca usar los aranceles como un arma política.

«Protegeré el vino francés con determinación genuina por muchas razones. Si EE.UU. impone aranceles a Francia, la UE responderá del mismo modo», sentenció Tusk.

Trump ha amenazado con gravar las importaciones de los caldos franceses en respuesta a la «tasa GAFA» (Google, Apple, Facebook, Amazon), el impuesto que Francia ha creado dirigido a las gigantes tecnológicas que no tributan en el país donde hacen negocio.

«Francia acaba de imponer un impuesto digital a nuestras grandes compañías de tecnología estadounidenses. Si alguien les cobra impuestos, debe ser su país de origen, EE.UU. Anunciaremos acciones recíprocas substanciales sobre la estupidez de (Emmanuel) Macron en breve», prometió el estadounidense en Twitter hace un mes.

Trump y Macron mantuvieron este sábado un almuerzo en Biarritz, previo al inicio de la cumbre anual del G7, en el que abordaron el asunto, según confirmaron fuentes del Elíseo.

El presidente francés trató de desvincular en la reunión la tasa digital de una eventual guerra comercial con Estados Unidos, con el argumento de que el impuesto afecta también a empresas de otros países, agregaron las fuentes.

En el almuerzo entre ambos se sirvió vino, reconoció el Elíseo. Sin embargo, Trump, abstemio declarado, no lo probó y se decantó por la Coca-Cola Zero de la que es fan declarado.

Tusk se permitió ser mucho más rotundo que Macron. Recordó que las guerras comerciales solo llevan a la recesión, y que si éstas se libran entre miembros del G7 «sólo conducirán a erosionar la ya debilitada confianza entre nosotros».

«Lo último que necesitamos es una confrontación, especialmente con nuestro mejor aliado, Estados Unidos. (Pero) tenemos que estar listos para ese escenario, y lo estamos», manifestó ante la prensa.

Prometió a París lealtad en ese desafío y se negó a criticar la decisión de Francia de crear un impuesto digital de forma unilateral, mientras el tema se discute en los foros multilaterales.

Para Tusk, la «tasa GAFA» es «una decisión a nivel nacional, cuya sustancia está justificada». Y prueba de que la fiscalidad a los gigantes de internet preocupa a todos los países es que la próxima presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, ha colocado el problema en su agenda, insistió.

El mensaje del polaco cobra mayor resonancia en un momento en que Trump ha confirmado dos subidas arancelarias contra China tras desatar una crisis bursátil al instar a las empresas estadounidenses a abandonar sus operaciones en el gigante asiático.

A partir del 1 de octubre, EE.UU. incrementará los gravámenes sobre 250.000 millones de dólares de bienes y productos chinos del 25 % al 30 %.

Además, desde el 1 de septiembre subirán los aranceles sobre los 300.000 millones de dólares restantes de importaciones chinas del 10 % al 15 %.

Tusk reconoció que China es «el mayor desafío» para los miembros del G7, pero alertó sobre la tentación de usar los impuestos como «un instrumento por razones políticas», algo que «puede ser muy arriesgado para todo el mundo, incluida la UE.

#Orbis

Irán prueba nuevo misil en al Golfo Pérsico

La república islámica sigue desarrollando diversos sistemas estratégicos y de defensa, y que nunca cesará en su empeño por incrementar su poder defensivo y disuasorio.

Por Redacción, 2019-08-24 13:41

Notimex.- El comandante en jefe de la Guardia Revolucionaria de Irán, Hossein Salami, aseguró este sábado que su país probó con éxito un nuevo misil y reiteró que la seguridad del Golfo Pérsico está en manos de la república islámica y “los enemigos no pueden socavarla”.

«Nuestro país siempre ha estado probando una variedad de sistemas de defensa, lo que es una estrategia continua para aumentar nuestro poder de disuasión. Y ayer (viernes) fue uno de los días exitosos para esta nación», dijo Salami en referencia al ensayo del nuevo misil, sin aclarar si se trató de un proyectil balístico o de algún otro tipo de arma.

Asimismo, aseguró que la seguridad del Golfo Pérsico está a cargo de las “poderosas manos de las Fuerzas Armadas de Irán y que los enemigos no podrán dañarla”, según reportes de la agencia iraní de noticias IRNA.

Subrayó que la república islámica sigue desarrollando diversos sistemas estratégicos y de defensa, y que nunca cesará en su empeño por incrementar su poder defensivo y disuasorio.

También describió las sanciones de Estados Unidos contra Teherán como una «oportunidad» para el desarrollo independiente en el país. “El enemigo creía que las sanciones podrían dañar nuestra economía y arrastrarnos a la mesa de negociaciones, pero fue todo lo contrario», dijo.

Las declaraciones de Salami tienen lugar un día después que el viceministro iraní de Defensa, el general Qassem Taqizadeh, señaló que su país posee «misiles muy precisos” para hacer frente a las amenazas.

El jueves pasado, las autoridades iraníes presentaron de forma oficial el nuevo sistema de defensa aérea de fabricación nacional llamado Bavar-373, que puede usar tres tipos de misiles para alcanzar objetivos a diferentes altitudes y es capaz de detectar de manera simultánea hasta 100 blancos.

La presentación de Bavar-373 se produce en un momento de escalada de la tensión entre Irán y Estados Unidos, país que impuso el año pasado sanciones a Teherán tras retirarse de unilateralmente del acuerdo nuclear de 2015.

#Orbis

Policía reprime protestas en Hong Kong

La policía antidisturbios de Hong Kong reprimió este sábado con gases lacrimógenos, porras y balas de goma a cientos de manifestantes.

Por Redacción, 2019-08-24 12:37

Notimex.- La policía antidisturbios de Hong Kong reprimió este sábado con gases lacrimógenos, porras y balas de goma a cientos de manifestantes que marchaban por el distrito industrial de Kwun Tong, en el marco de la décima segunda semana de protestas contra la ley de extradición.

Los manifestantes, muchos con máscaras antigas y cascos, fueron bloqueados por decenas de policías antidisturbios cerca de una comisaría de policía en Kwun Tong, después de haber levantado barricadas con postes de bambú y bloqueado una importante carretera, reportó el diario South China Morning Post.

La marcha comenzó pasado el mediodía en el barrio obrero de Kwun Tong, donde los inconformes permanecieron más de una hora frente a un grupo de policías, gritándoles consignas como “¡Mafiosos, mafiosos!” y les arrojaron botellas, piedras y otros objetos, lo que provocó la reacción de los agentes.

Los manifestantes marcharon por Kwun Tong, uno de los 18 distritos de la ciudad de Hong Kong, pidiendo la retirada total del proyecto de ley de extradición ahora archivado y exigiendo la eliminación de las llamadas “farolas inteligentes” a lo largo de las carreteras.

Según las autoridades, las “farolas inteligentes” son para medir las condiciones de tráfico, la calidad del aire y otros datos, pero los manifestantes temen que se puedan utilizar para implementar la vigilancia china, incluida la tecnología de reconocimiento facial.

Poco antes de la marcha se registró un enfrentamiento en una estación del metro, tras la decisión de la compañía de trenes MTR de suspender el servicio en cuatro estaciones cercanas a la manifestación para garantizar la seguridad de los usuarios y el personal.

Estos incidentes ocurren tras varios días de aparente calma en Hong Kong, que vive su mayor crisis política desde que Reino Unido cedió a China la soberanía, hace 22 años.

La excolonia británica, que atraviesa la peor crisis desde 1997, lleva 12 fines de semanas consecutivos de movilizaciones masivas, seguidas en muchos casos de enfrentamientos entre pequeños grupos radicales y las fuerzas de seguridad, los cuales se han dejado decenas de detenidos.

Las protestas en Hong Kong comenzaron a el 9 de junio pasado a raíz de un proyecto de ley que permitiría la extradición de sospechosos desde el territorio autónomo a China para ser juzgados.

A pesar de que ese polémico proyecto de ley fue retrasado por tiempo indefinido el pasado 15 de junio, los manifestantes continúan saliendo a las calles exigiendo reformas democráticas.

Además, exigen la dimisión de la jefa del ejecutivo, Carrie Lam, y una investigación independiente sobre la estrategia policial, así como la amnistía de las personas encarceladas por las protestas, la retirada total del proyecto de ley y el derecho a poder elegir a sus dirigentes.