México.- El cerro de Paula, ubicado a 9 kilómetros del aeropuerto de Santa Lucía, cuenta con 30 sitios arqueológicos de acuerdo con el Registro Público de Monumentos y Zonas Arqueológicos e Históricos. Estos datos contrastan con los tres sitios reconocidos por Francisco Sánchez Nava, Coordinador Nacional de Arqueología del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Entrevistado por Animal Político, Sánchez Nava reconoció que esos tres sitios fueron descubiertos por los arqueólogos estadounidenses William Timothy Sanders y Jeffrey R. Parsons en los años setenta. Dos de los sitios se encuentran en las faldas del cerro de Paula y el otro, en la cima.

Sostuvo que en los tres sitios en el cerro de Paula hay únicamente concentración de materiales. Es decir, hay presencia de pedazos de vasija o puntas de obsidiana que son evidencia de actividad humana.

Los datos públicos en el sitio web de la Dirección de Registro Público de Zonas y Monumentos Arqueológicos registran 30 sitios arqueológicos en el cerro de Paula.  21 con concentración de materiales y nueve con estructuras y concentración de materiales pertenecientes a la cultura mexica, teotihuacana, coyotlatelcoyo y tolteca.

De acuerdo con dicha información, de las nueve estructuras siete de ellas son mexicas. En las otras dos estructuras no está identificada la cultura a la que pertenecieron, pero se ubican entre el 1200 y 1521 d.n.e (de nuestra era).

Ocho de las estructuras corresponden a montículos y a una terraza que fueron utilizadas con un fin habitacional. El INAH también registró que la concentración de materiales corresponden a cerámica, lítica tallada y lítica pulida compuestas por lascas de obsidiana.

A pesar de que en el sitio web los sitios aparecen registrados en el cerro de Paula, Sánchez Nava afirmó que los otros 27 sitios se encuentran en la parte llana, por lo que no corresponden al cerro.