Morelos.- Cuauhtémoc Blanco tiene la oportunidad de dejar en 2024 un Morelos mejor que el que recibió, pero eso depende de que sus colaboradores dejen de lado sus intereses mezquinos, dijo Alejandro Villarreal Gasca, ex Secretario de Hacienda del Gobierno de Morelos.

Villarreal informó que presentó su renuncia al cargo por congruencia y que el 31 de julio fue su último días al frente de la dependencia encargada de controlar los recursos públicos en Morelos

“La semana pasada le pedí al señor gobernador Cuauhtémoc Blanco separarme del cargo de Secretario de Hacienda que me ha sido conferido desde el pasado 1 de octubre de 2018 porque considero que mi ciclo se ha cumplido.

“Los ciclos en la vida de los hombres y las instituciones son importantes e impostergables. Quienes participamos en el quehacer público debemos asumir el compromiso de comprender los retos y oportunidades en la administración pública a través del cumplimiento de dichos ciclos. En todo equipo de trabajo debe privilegiarse la unidad y coincidencia de objetivos en aras de un fin común y el beneficio colectivo. Es momento de abonar a esa pretensión”, dijo en conferencia de prensa.

Al explicar su decisión, Villarreal Gasca acusó que colaboradores de Cuauhtémoc Blanco, tanto de los que forman parte oficial del Gabinete, como los que no, deben dejar de lado sus intereses personales, en algunos casos mezquinos, con los que rodean al Mandatario.

“El gobernador Cuauhtémoc Blanco merece la oportunidad de demostrarle a la ciudadanía que su gobierno concluirá en el 2024 dejando un mejor Morelos que el que recibió. La condición para que eso suceda es que el Gabinete y no solo el Gabinete, sino los que dentro y fuera de la administración estatal más cercanos al señor gobernador y presumen su gran hermandad y amistad con él, dimensionen el alto grado de responsabilidad que tienen en sus manos al tener el destino de nuestro gran estado y apoyen por completo cada proyecto, cada decisión, cada circunstancia adversa que se presenta en el quehacer cotidiano más complejo que es gobernar.

“Dejando a un lado los intereses personales, muchos de ellos mezquinos, que comprometen para mal al señor gobernador y que por consiguiente comprometen el futuro de nuestro estado”, dijo.

El excolaborador de Blanco evitó declarar a qué colaboradores del ex futbolista se refiere.

Aprovechó también para anunciar que por lo pronto no está en busca de una candidatura para participar en el proceso electoral de 2021.