Ciudad de México.- Sergio Anguiano Meléndez, quien era el actual alcalde del municipio de Coyotepec, ubicado en el Estado de México, falleció la noche del 7 de junio a causa del COVID-19, la enfermedad provocada en la por la pandemia de coronavirus que en México le ha quitado la vida a más de 100 mil personas.

El funcionario llevaba internado en el Hospital de Alta Especialidad de Zumpango desde el pasado 19 de mayo cuando requirió atención médica del nosocomio. Posteriormente, el 25 de mayo tuvo que ser intubado, de acuerdo con información de medios locales hasta que murió el pasado domingo.

De acuerdo con El Universal, Anguiano Méndez tenía 58 años y era un médico de profesión que antes de enfermar de coronavirus encabezaba jornadas de sanitización en oficinas y edificios del municipio que lideraba.

Cuando obtuvo el diagnóstico de coronavirus, la presidenta municipal del DIF, Olga Cristóbal Aguilar, fue quien notificó a los empleados del ayuntamiento que el alcalde, quién también era su esposo, había dado positivo y se encontraba internado.

Ante el estado de Anguiano Méndez, el despacho de la presidencia fue asumido por quien era el secretario del ayuntamiento, Marcelo Mireles Ortega, conforme a lo establecido en la Ley Orgánica Municipal.

Hasta el momento el municipio de Coyotepec ha registrado 48 contagios y cinco decesos por coronavirus de los 18 mil 552 y 2 mil 244 que hay respectivamente en todo el estado.

De los casos contagiados 2 mil 333 son considerados activos, es decir, presentaron síntomas en los últimos 14 días y hay otras 7 mil 721 personas a la espera dde los resultados de pruebas de laboratorio.

Las autoridades de México anunciaron que el país acumula 117 mil 103 personas enfermas y 13mil 699 fallecidos de COVID-19 desde que llegó el coronavirus SARS-CoV-2 al territorio mexicano a finales de febrero.

Estos datos suponen un aumento de 3 mil 484 contagios y 188 fallecidos en las últimas 24 horas, y es la primera vez desde que comenzó el mes de junio que la cifra de muertos diarios es menor a los 200.

Con 30 mil 223 casos y 3 mil 696 decesos confirmados, Ciudad de México sigue siendo el foco rojo de la pandemia en el país.

En la capital mexicana están ocupadas el 80% de las camas de atención hospitalaria general y el 79% de las que cuentan con ventiladores de respiración asistida.

La reapertura ha generado cierta confusión en México, dado que el Gobierno federal anunció el 1 de junio el inicio de la “nueva normalidad” a pesar de que en el país no se ha superado el pico de la pandemia.

El resultado de esta denominada “nueva normalidad” es que cada semana el Gobierno federal actualiza un semáforo de cuatro colores según el grado de gravedad de la epidemia en cada estado.

Con información de El Universal y EFE