Alemania, AFP.-Georg Ratzinger, el hermano mayor de Benedicto XVI, falleció en Baviera, Alemania a la edad de 96 años, luego de haber sido visitado en su lecho de enfermo hace más de dos semanas por el papa emérito, indicaron este miércoles fuentes del Vaticano.

Benedicto XVI, de 93 años, visitó el 18 de junio a su hermano muy enfermo en una despedida de cuatro días, su primera desplazamiento al extranjero desde su renuncia como papa en 2013. El papa emérito regresó cuatro días después a Roma tras haber estado en Ratisbona (sur de Alemania) junto a su hermano Georg. Era su primer viaje fuera de Italia tras su renuncia al pontificado, en febrero de 2013.

Benedicto XVI había llegado a Ratisbona el jueves 18 y, según el canal regional bávaro Bayerischer Rundfunk (BR), visitó varias veces a su hermano, además de acudir al panteón familiar y a la vivienda en la que residió durante siete años en la localidad de Pentling, donde un grupo de curiosos se congregó para saludarle.

El papa emérito y su difunto hermano estaban muy unidos. Se llevaban tres años y se ordenaron sacerdotes el mismo día, el 29 de junio de 1951, en Freising.

En Baviera, el papa emérito se desplazó igualmente al cementerio donde descansan sus padres, así como su hermana mayor Maria, fallecida en 1991. Esta última se ocupó toda su vida de su hermano Joseph (el futuro papa), siguiéndolo hasta Roma.

Es “quizás la última vez que los dos hermanos se vean en este mundo”, había comentado de forma premonitoria un vocero del obispado alemán de Ratisbona, teniendo en cuenta el delicado estado de salud del hermano mayor. Por ello, solicitaron al público que permitiese que el encuentro “profundamente personal” entre los dos hermanos permaneciese en el ámbito privado y que en todo caso elevara una plegaria por ellos.