Rafael Leopoldo Duarte Pereda, trabajador del kínder Montessori Matatena, aún no ha sido detenido este martes, al contrario de lo que reportaron diversos medios nacionales, por su presunta responsabilidad en el delito de abuso sexual agravado, en perjuicio de tres menores que asistían a ese plantel.

De acuerdo con información difundida por el periodista Joaquín López Dóriga, el titular de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), Rodolfo Ríos Garza, dio a conocer que el sospechoso no ha sido detenido, ya que el juez aún no ha liberado la orden de aprehensión solicitada en contra del sujeto.

Rafael Duarte no se presentó ante la autoridad judicial para rendir su testimonio, tras darse a conocer los resultados de los exámenes psicológicos practicados a uno de los niños, en los que refirió hubo tocamientos del implicado.

Inicialmente, distintos medios dieron a conocer que Duarte Pereda fue detenido este martes por la mañana.

Este sujeto, quien labora en el kínder ubicado en la colonia Extremadura Insurgentes, delegación Benito Juárez, fue denunciado por padres de cinco menores presuntamente agraviados.

Los padres detectaron situaciones de índole sexual extrañas con sus hijos y a las que relacionaban a una persona a la que identificaban como "Tío Rafa".

Ante esa situación se inició la indagatoria FDS/FDS-6/T3/00199/16-04.

El acusado ya declaró ante el Ministerio Público y ha rechazado las imputaciones. El Colegio Montessori Matatena ya fue clausurado por la Secretaría de Educación Pública.

Ayer, en entrevista con Ciro Gómez Leyva, Duarte Pereda negó haber cometido algún abuso contra los niños, toda vez que solo se dedicaba a realizar trabajo administrativo.

También rechazó que la computadora con la que trabajaba y que fue decomisada por la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México, tuviera material gráfico alusivo a pornografía infantil.