México.– Al menos 60 familias de militares dejaron sus domicilios, ubicados en el complejo habitacional de la Colonia 21 de Marzo en Culiacán, Sinaloa, después del fallido operativo para detener a Ovidio Guzmán, hijo de “El Chapo”, el cual se realizó la tarde del pasado 17 de octubre, reveló este domingo Reforma.

De acuerdo con fuentes militares, citadas por el periódico de circulación nacional, las familias fueron evacuadas y trasladadas a la sede de la Novena Zona Militar para resguardar su seguridad.

Según los testimonios de los vecinos de la zona, obtenidos por Reforma, muchas de las familias desplazadas se fueron con parientes y conocidos.

El día del hecho, relataron al medio, llegaron al complejo habitacional militar varios vehículos con hombres armados para vigilar los accesos.

Durante las refriegas suscitadas por el operativo para la detención de Ovidio Guzmán, el complejo conformado por 16 edificios fue atacado por presuntos integrantes del Cártel de Sinaloa.

Los sicarios del cártel habrían arribado al complejo habitacional haciendo disparos al aire, según cuentan los vecinos del lugar.

El día del hecho, relatan, arribaron al complejo habitacional militar varios vehículos con hombres armados, para vigilar los accesos.

La Unidad Habitacional Militar de la colonia 21 de Marzo es una de los tres complejos departamentales con familias de militares ubicadas en Culiacán.