La Reserva Federal de Estados Unidos (FED, por sus siglas en inglés), mantuvo sus tasas de interés sin cambios, lo que, según analistas, podría ofrecer señal de alza a fin de año. También ratificó el objetivo de su tasa interbancaria en el rango entre un 0.25 por ciento y un 0.50 por ciento, que fijó en diciembre, cuando subió el costo del crédito por primera vez en casi una década.

Sin embargo, la FED señaló que podría endurecer su política monetaria a fin de año, "porque el mercado laboral ha seguido fortaleciéndose". El banco central estadounidense también dijo que la economía ha repuntado y que los avances del mercado laboral han sido sólidos en meses recientes.

"Los argumentos para un alza de la tasa de los fondos federales se han fortalecido", dijo en su comunicado que fue emitido tras dos días de reunión. La Fed agregó que el comité que fija la política monetaria se abstuvo de subir la tasa "por el momento", hasta que haya más evidencia de avance a sus objetivos de empleo e inflación.

El banco central de EU se mostró más dividido sobre la urgencia de subir los tipos. Los miembros del comité Esther George, Loretta Mester y Eric Rosengren mostraron su disenso con el comunicado emitido, y dijeron que eran favorables a un alza de tasas esta misma semana.

Para la tarde de este miércoles se tiene previsto que la presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen, ofrezca una rueda de prensa.

Por otra parte, el dólar libre retrocede dos centavos respecto a su precio de apertura, al cotizarse hasta en 20.23 pesos a la venta, en tanto que el menor precio a la compra es de 19.05 pesos, en bancos de la Ciudad de México.

A su vez, el euro gana dos centavos al peso en comparación con el inicio de la jornada cambiaria de este miércoles y se ofrece en un precio máximo de 22.54 pesos, mientras que la libra esterlina alcanza una cotización a la venta de 26.14 pesos y el yen de 0.231 pesos.