México.- Funcionarios de seguridad por varios sexenios recibieron sobornos para dar protección y dejar pasar los cargamentos de droga por parte de “El Chapo” Guzmán y “El Mayo” Zambada, incluso a altos mandos federales durante el gobierno de Vicente Fox, reveló “Vicentillo” Zambada Niebla a la periodista Anabel Hernández, en su más reciente libro El Traidor.

Jesús “El Rey” Zambada García, hermano del “El Mayo", fue quien entregó tres millones de dólares a funcionarios del gobierno de Fox, a través del titular de la AFI, Genaro García Luna, para que se nombrara a Norberto Vigueras Beltrán como jefe regional de la AFI en Culiacán, Sinaloa, quien ya estaba “comprado”, según lo manifestó el hijo de “El Mayo”.

En un trabajo de nueve años, la periodista especializada en narcotráfico y corrupción en México, mostró las revelaciones de “El Vicentillo”, actualmente sentenciado a 15 años de prisión en una cárcel de Estados Unidos, en los que se pone de manifiesto la corrupción de la que eran parte comandantes de la policía municipal, estatal y federal, en donde operaba el Cártel de Sinaloa.

El libro relata las actividades del cártel para corromper a funcionarios del más alto nivel y explica, desde la perspectiva de “El Vicentillo”, sus actividades en la organización criminal, así como su vida, que ha estado marcada por las actividades de su familia.

En el libro, el "Vicentillo″ se retrata a sí mismo como un payaso, “tras las rejas y triste”, de ahí la imagen de la portada que lo muestra preso desde el Metropolitan Correction Center en Chicago, además analiza su papel en el cártel y las traiciones de parte sus allegados, a quienes les confío incluso su vida.

En un primer adelanto de 32 páginas del libro, presentado en el portal de Aristegui Noticias, la periodista describe el sistema de pagos mensuales que se hacían a altos funcionarios militares para dejar pasar los cargamentos de droga.

Asimismo revela que incluso la Administración para el Control de Drogas estadounidense (DEA) sabía las actividades de los líderes del cártel de Sinaloa, quienes les entregaron información para entregar a capos rivales, entre ellos a Francisco Arellano Félix y Arturo Betlán Leyva (acribillado durante un enfrentamiento con marinos de la Armada de México en diciembre de 2009, dentro de un lujoso inmueble en Cuernavaca, Morelos).

Si ya con su libro anterior Los Señores del narco, Anabel Hernández había develado los nombres de todos quienes hacían posible la operación de estos cárteles de la droga, en este nuevo libro El Traidor, da a conocer los secretos de el hijo de “El Mayo”, Vicente Zambada Niebla alias “El Vicentillo”.

Todo a través del diario personal de Zambada Niebla y de lo que él le contó durante sus entrevistas en enero de 2011. Asimismo, aparece otro personaje fundamental: Fernando Gaxiola, abogado de Vicente Zambada Niebla.

Tras ser diagnosticado con un cáncer terminal, Gaxiola se reunió varias veces con Anabel Hernández y fue el vínculo entre “El Vicentillo” y la periodista para dar a conocer su verdad sobre el funcionamiento de la organización criminal que abarca a una minuciosa red de complicidad entre funcionarios y hasta empresarios.

En una de las páginas del libro, la periodista refiere que, según las palabras de “El Mayo” Zambada: “Con suficiente dinero todo se puede. El gobierno siempre va a tener más balas, no vale la pena pelarse con ellos” y refuerza este método de corrupción aseverando que “el 99 % de policías son corruptos, no ha existido alguno que no reciba dinero”, al asegurar que le pagaban a autoridades municipales, estatales y federales.

La periodista también narra en primera persona cómo fue amenazada de muerte por la investigación que realizaba, incluso que funcionarios estadounidenses le confirmaron que había un plan para asesinarla, lo que comprobó con atentados a ella y a su familia. Describe su temor a acercarse a personas allegadas a los capos y preguntarse si estas reuniones en realidad eran trampas para acabar con su vida incluso reveló que abogados de “El Chapo” también la buscaron al saber que “Vicentillo” le daba información, sin embargo ella denegó esta reunión.

Además, Hernández detalla, con documentos, cuáles son las empresas que ha creado “El Mayo” y con las cuales el gobierno, incluso hoy, aún tiene contratos vigentes.