Chilpancingo, Guerrero.- Ante el desinterés del Congreso de Guerrero y la ausencia del diagnóstico por parte del gobierno estatal para la creación de cuatro nuevos municipios, 80 comunidades indígenas de las regiones Montaña y Costa Chica advierten acciones para ejercer presión, dijo uno de los integrantes del Comité de Promotores, Pánfilo Sánchez Almazán.

En entrevista en Chilpancingo, criticó que la presidenta de la Junta de Coordinación Política del Congreso, Flor Añorve Ocampo aún no los reciba en audiencia a pesar de que los promotores  lo solicitaron formalmente, y por escrito, desde el 8 de febrero pasado.

Por ello dijo que es inminente la movilización de los 80 pueblos indígenas que respaldan los proyectos, toda vez que los han impulsado desde la legislatura y pasada administración estatal.

Además, Sánchez Almazán lamentó que la Secretaría General de Gobierno aún no haya entregado el diagnóstico de viabilidad de los cuatro proyectos, compromiso adquirido desde el 25 de mayo del año pasado.

 Se trata de Las Vigas, San Nicolás, Santa Cruz del Rincón y Temalacatzingo, que pertenecen y pretenden desprenderse de San Marcos, Cuajinicuilapa, Malinaltepec y Olinalá, respectivamente.

El miembro del Comité de Promotores, recordó que desde que comenzó la actual legislatura, en septiembre de 2015, se han reunido en reiteradas ocasiones con las diferentes fracciones parlamentarias para pedir su respaldo, y aunque reciben afirmativas de parte de los diputados ningún proyecto se ha dictaminado por la Comisión de Asuntos Políticos y Gobernación.

Por ello, dijo que es necesaria una reunión con los integrantes de la Junta de Coordinación Política, que está conformada por los coordinadores de todas las fracciones parlamentarias y representaciones partidistas, a fin de que fijen una postura definitiva en torno a los cuatro proyectos.

“A estas alturas no ha ocurrido absolutamente nada, nosotros hemos buscado el diálogo con todos los coordinadores parlamentarios y todos nos dicen que sí, pero la realidad es que no hay avances. Si bien es cierto que le hemos apostado al diálogo, es cierto también que todo diálogo se agota, nosotros hemos sido tolerantes pero también nos hemos cansado”, expresó.

Sánchez Almazán recordó que en una mesa de trabajo que tuvieron el pasado 30 de noviembre con el secretario general de Gobierno, Florencio Salazar se acordó que antes del 15 de enero se entregaría a los comités un diagnóstico de la viabilidad de los cuatro proyectos, compromiso que adquirió el funcionario desde el 25 de mayo y  no ha cumplido.

Ante esta situación, informó que ya se han celebrado tres asambleas de consulta con las comunidades que se integrarán a los nuevos municipios, un total de 80 pueblos, a fin de decidir qué acciones emprenderán para presionar al Legislativo y al gobierno del estado.

Indicó que solo faltan dos reuniones, una el próximo sábado con habitantes de Tamalacatzingo, y la segunda el 22 de abril, en la que se darán a conocer los resolutivos de todas las asambleas.

Comentó que si bien hay quienes plantean seguir con el diálogo y han propuesto solicitar la intervención del secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong y del subsecretario, René Juárez Cisneros, hay también quienes se pronuncian por iniciar las movilizaciones masivas en Chilpancingo para exigir que se dictaminen los proyectos de inmediato.