#Hiperactivo

Frustrado, pero tranquilo, afirma sentirse Miguel Herrera tras derrota

Descartó que le preocupe la falta de gol mostrada, ya que al final son capaces de crear peligro y que confió será un tema que resolverán a la brevedad.

Por Redacción, 2018-04-11 09:53

México, Notimex.-“Frustrado, pero tranquilo”, dijo sentirse el técnico del América, Miguel Herrera, tras fracasar en la Liga de Campeones de la CONCACAF, duelo en el que lamentó la falta de certeza para aprovechar las ocasiones de oportunidad que generaron.

“Hoy considero que el partido lo iniciamos bien, frustrado por no conseguir el objetivo, pero tranquilo, el equipo intento por todos lados, solo que el gol no cayó, ahora a pensar en la liga, es un fracaso y pensar en la liga”, dijo.

En conferencia de prensa, indicó que su escuadra intentó “hacer buen juego, ellos se ordenaron bien, jaló marca, tiro centros, tuvo un par de ocasiones, pero hoy fallamos todos, entre el arquero de ellos y el poste, así como nuestros desaciertos, no las pudimos concretar”.

“En actitud nada le debemos a la gente, la gente debe estar con su plantel, con la misma frustración que tenemos por no haber alcanzado el objetivo, estoy frustrado porque el equipo hizo lo que debía, pero no llegaron los goles, tuvo vergüenza deportiva, se comportó a la altura”, apuntó.

Descartó que le preocupe la falta de gol mostrada, ya que al final son capaces de crear peligro y que confió será un tema que resolverán a la brevedad. “No, la verdad es que hemos tenido ocasiones claras, pero lo más importante es que tuvimos mucha llegada, el gol llegará, hoy son de los días que la portería se negó antes de tiempo que necesitábamos, hay que seguir trabajando”, estableció.

Cuestionado sobre si el hecho de que la MLS ya colocó a un equipo en la final de la “Concachampions” es para considerar que está a la misma altura que la Liga MX, explicó que los que avanzan son los equipos. “No avanzan las ligas, avanzan los equipos, tuvieron suerte que no las metimos, ellos fueron ordenados, pero eso no compara las ligas, tenemos una liga fuerte, ellos crecen, pero no se pueden comparar las ligas”, sentenció.

#Hiperactivo

Hasta el camión de la basura madrugó para ver a selección mexicana en CDMX

La gente se levantó temprano. Se vistieron de verde. Sacaron banderas, camisetas, corbatas con el color de la bandera.

Por Redacción, 2018-06-23 10:54

México. Notimex. Juega México contra Corea del Norte en el Mundial de Futbol de Rusia. En medio de la euforia, millones de aficionados se volcaron a las calles de la Ciudad de México para vivir esta pasión a su manera.

Incluso el camión de basura pasó temprano! Los restaurantes, bares, cines y puestos de fritangas lucen abarrotados.

Deambulan por aquí y por allá, apresurados para estar en el lugar elegido en el momento justo para no perderse el juego.

No es un partido cualquiera. De ganarlo, México pasa a la siguiente ronda y a continuar los festejos.

Por eso la gente se levantó temprano. Se vistieron de verde. Sacaron banderas, camisetas, corbatas con el color de la bandera y ya tocan los cláxones en señal de triunfo.

Al sur de la ciudad, sobre Calzada del Hueso, Miramontes, Prolongación Miramontes, Acoxpa, forman filas personas que compran carnitas, barbacoa, tortas de chilaquiles, cervezas, sopes, memelas para llevar a su casa a almorzar con sus familias.

“Si gana la Selección Nacional, dejó de fumar, ya lo prometí”, señala Alfredo Iquique, que junto a su esposa, Mayela, y sus dos Fijis, Fredy y Yamile, se compran los tradicionales tacos de suadero y tripa, así como alitas, en un puesto callejero.

Así, la gente se reúne en familia, con los cuates y vecinos para estar todos juntos estos 90 minutos, para celebrar o para llorar, pero unidos a enfrentar los nervios y compartir porras, gritos, sentimientos hondos.

¡Hasta el gorro!, el tianguis en Prolongación del Norte, y los puestos con sus licuados y esquimos, con sus jugos de frutas, y las tienditas, donde la gente compró refrescos y cervezas de última hora.

Restaurantes que tradicionalmente abren al mediodía, estaban listos para el arranque, así como bares y cantinas, para atraer clientes lanzaron promociones. En Plaza Acoxpa, la locura. No hay un solo lugar en la zona de comida rápida, que incluso en algunos los encargados anuncian: “ya no hay lugares”.

La gente no se mueve porque si lo hace se pierde “algo” del partido. Se quedan a mirar desde fuera, ya ni modo.

Fernando Gutiérrez habla por teléfono. “Se acabaron los boletos, dice, lo siento por tu mamá, ya ni vengan”. También están agotados los boletos en Cinépolis.

Desde antes de las 8:00 horas la gente empezó a llegar con sus tortas a la explanada del Zócalo, donde el jefe de Gobierno, José Ramón Amueva, se unió a ellos a la 10 horas. Mariachis, rosetas de maíz, manos que se toman fuerte para decir “te acompaño”.

Hay unos nervios, un ambiente festivo, un no sé qué que se contagian. Dan ganas de gritar: Viva México!

#Hiperactivo

Vela anota el primero de México de penal ante Corea del Sur

Los coreanos han propuesto un partido violento y llevan más de diez faltas en menos de 20 minutos. El partido lo domina la selección mexicana.

Por Redacción, 2018-06-23 10:38

Hyunsoo Jang cometió penal tras un pase de Andrés Guardado, el cual Carlos Vela se encargó de anotar y poner el 1-0 en favor de la Selección Nacional de México.

Los coreanos han propuesto un partido violento y llevan más de diez faltas en menos de 20 minutos. El partido lo domina la selección mexicana.

#Hiperactivo

Bélgica se aprovecha de Túnez; la golea 5-2

Lukaku llegó a cuatro tantos en la justa mundialista, empatando a Cristiano Ronaldo.

Por Redacción, 2018-06-23 09:48

Notimex.- La selección de Bélgica logró su pase a los octavos de final de la Copa Mundial de Rusia 2018, luego de vencer a su similar de Túnez, con un contundente marcador de 5-2.

Los anotadores fueron los atacantes Romelu Lukaku con dos al minuto 16 y 45 (+3); Eden Hazard al seis y 51; y Michy Batshuayi al 90, mientras que por Túnez Dylan Bronn al 18 y Wahbi Khazri al 90 (+3) hicieron lo propio.

Las predicciones de los aficionados se hicieron realidad en un encuentro que Bélgica dominó de principio a fin, en el cual le tomó solo seis minutos comenzar a ganar, luego de que Hazard hiciera válido el penal que le cometieron dos minutos antes.

Al minuto 15, los “Diablos Rojos” comenzaron una contra “endemoniada”, en la cual Dries Mertens mandó un pase preciso a Romelu Lukaku, quien mandó un potente disparo cruzado para anotar el segundo tanto.

Dos minutos después, la selección belga sufrió un llamado “quita risas”, luego de que Dylan Bronn remató de cabeza un tiro libre para acercar a los tunecinos y poner el 2-1.

Parecía que los africanos podrían reaccionar e irse en pos del empate; sin embargo, a los tres minutos precisamente Bronn cay lesionado tras un balonazo, el cual le movió de forma aparatosa el tobillo y la rodilla izquierda, por lo que tuvo que ser sustituido.

Cuando en Túnez creían que las cosas no podían ir peor, al minuto 40 perdieron otro elemento también por lesión; ahora fue el defensa Syam Youssef; quien también dejó su lugar a su colega de posición Yohan Ben Alouane.

El desconcierto fue aprovechado por los europeos, quienes ya en tiempo de compensación del primer tiempo, volvieron a marcar; de nueva cuenta Lukaku fue el encargado, con lo que llegó a cuatro tantos en la justa mundialista, empatando a Cristiano Ronaldo.

Al volver del entre tiempo, las cosas no cambiaron demasiado y Eden Hazard logró su doblete tras llegar enfilado al arco, quitarse al portero y solo tuvo que dar el llamado “pase a la red” al minuto 51.

El entrenador español Roberto Martínez con la victoria en la bolsa, decidió dar descanso a sus elementos más destacados, por lo que sacó del juego a Lukaku y Hazard para mandar al campo a Marouane Fellaini y Michy Batshuayi.

Batshuayi entró ansioso por hacerse presente en el marcador, pero falló tres opciones bastante claras frente al arco; fue hasta su cuarta chance cuando logró poner el 5-1 en favor de los líderes del grupo G.

Ya casi para concluir el cotejo, Wahbi Khazri sentenció el 5-2 definitivo, acción seguida del silbatazo final del árbitro estadunidense con ascendencia mexicana Yahir Marrufo.