México.- El futuro de Karime Macías, quien estuvo refugiada por dos años y medio en la capital británica, está en manos de la Corte de Londres, confirmó el Ministerio del Interior del Reino Unido.

La dependencia también certificó que la esposa del exgobernador de Veracruz, Javier Duarte, es reclamada por cargos de fraude. "Karime Macías de Duarte fue arrestada el [pasado] 29 de octubre, con relación a la solicitud de extradición presentada por México por cargos relacionados con fraude", dijo a EL UNIVERSAL una fuente del Ministerio del Interior.

La autoridad británica informó que no entraría en detalles para no obstruir el proceso: "El caso está ahora en las cortes y sería inapropiado profundizar", indicó.

La Fiscalía de Veracruz reclama la presencia de Macías de Duarte por el desvío de 112 millones de pesos entre 2011 y 2012 desde el Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia Estatal (DIF).

La abogada Laura Ortiz Morales, quien tiene en Londres un despacho especializado en derecho migratorio europeo, explicó a este diario que la contratación de los servicios de Gherson, una firma especializada en la ley migratoria británica, con tentáculos internacionales y que presuntamente se encarga de los asuntos migratorios de Macías de Duarte, son una señal de que la exprimera dama de Veracruz se prepara para enfrentar la extradición.

Detalló que el despacho cuenta con el conocimiento para tratar de alargar tanto como sea posible la extradición, al poseer contactos en todo el mundo y capacidad de extraer información clave para el caso.

Se prevé que la defensa intente bloquear la extradición tratando de mostrar que es inocente, perseguida política y que en México sus garantías individuales estarán en peligro, aunque no espera que la estrategia arroje resultados.

Afirmó que para recibir el estatuto de exiliada necesitaría que México esté clasificado por el Reino Unido como un país que viola los derechos humanos de manera sistemática, y no es así, "de allí que el caso de Karime [Macías] sea bastante débil", detalló.

El dossier de extradición fue activado en octubre de 2018, luego de que las autoridades mexicanas presentaran formalmente la petición de entrega y captura a la Secretaría de Estado británica.

De acuerdo con los procedimientos en estos casos, la solicitud acompañada por una ficha roja emitida por Interpol, debió ser atendida por el National Central Bureau de la Serious Organised Crime Agency (SOCA) o por la subdependencia en Londres, que después hicieron llegar a la Secretaría de Estado para su final aprobación conforme al Acta de Extradición de 2003, apartado B, del cual México es parte.

El martes, un juez decidió sobre la condición en la que enfrentará el proceso. Tras pagar una fianza de 150 mil libras esterlinas, le concedieron la libertad condicional. Ahora viene una audiencia preliminar.