Tabasco.- Después de 23 días de anunciar que fuera dado de alta médica por contagio de Coronavirus, el gobernador Adán López Hernández realizó su segunda gira de trabajo al supervisó este miércoles 27 avances en la construcción del boulevard Otto Wolter Peralta, ubicado en la cabecera municipal de Comalcalco.

Precisamente, el 4 de mayo en que comunicó que, tras dar negativo a una segunda prueba de COVID-19, luego de permanecer 35 días aislado, visitó al mediodía al Hospital de Comalcalco que estaba por terminar su equipamiento.

Este miércoles, en compañía del titular de la Secretaría de Ordenamiento Territorial y Obras Públicas (SOTOP), Luis Romeo Gurría Gurría, el mandatario tabasqueño se trasladó para conocer el avance de la obra pública que entronca a la carretera Comalcalco-Tecolutilla y al boulevard Leandro Rovirosa Wade, donde lo recibió la alcaldesa Lorena Méndez Denis.

El boulevard Otto Wolter Peralta tendrá una longitud de 990 metros y ancho de 20 metros con pavimentación de concreto hidráulico premezclado de 20 centímetros de espesor, guarniciones y banquetas de concreto hidráulico, drenaje pluvial, áreas verdes, señalamientos horizontal y vertical, red de agua potable, sanitario y alumbrado público.

Durante la supervisión, el titular de la SOTOP informó que son mínimos detalles los que faltan para concluir la obra. “El cien por ciento del presupuesto que correspondió al Gobierno del Estado ya está cubierto y el Ayuntamiento de Comalcalco también ha invertido la parte acordada, por lo que falta muy poco para terminar el boulevard”, explicó Gurría Gurría.

Esta acción forma parte de la estrategia “Día a día, la reconciliación se construye”, que el jefe del Ejecutivo estatal puso en marcha desde el 1 de septiembre de 2019 y que consiste en la construcción de más de 200 obras de alto impacto social. En 2019 el gobierno estatal invirtió poco más de mil 800 millones de pesos.