Tabasco.- Durante la gira de trabajo por el municipio de Tenosique, fronterizo con Guatemala, el gobernador Adán López Hernández aseguró que no opinará de la vida interna de ninguna partido, “porque si queremos reconciliar a Tabasco, parte de esta reconciliación es respetar los espacios de participación, la filiación y las decisiones”.

"Jesusita tiene mi atención y mis respetos", respondió López Hernández a las acusaciones que realizó con respecto a la intromisión de funcionarios de Gobierno en el proceso interno de selección de dirigente de ese partido en la entidad.

El Gobernador insistió en que no opinaría de las decisiones y vida interna de ningún partido político, “escucho y respeto las argumentaciones de todos”.

“Si bien soy militante de uno, desde el día que asumí el cargo de gobernador pues gobierno para todos, sin distinción de colores partidas o filiaciones partidistas”, dijo.