#Guerrero

Gobierno lanzó campaña para criminalizarlo, denuncia obispo Rangel

Dijo estar en disposición de reunirse con el gobernador Héctor Astudillo Flores o representantes de gobierno, pero en un clima de respeto y no de “regaños”.

Por Redacción, 2018-04-15 22:37

Por: Juan Manuel Molina y Alejandro Ortiz/ Corresponsales

Guerrero.- El obispo de la diócesis Chilpancingo-Chilapa, Salvador Rangel Mendoza denunció que existe una estrategia de la autoridad local que, a través de organizaciones, políticos y comunicadores, buscan criminalizarlo ante la opinión pública por buscar la paz, también pidió al gobierno estatal “reconocer el clima de violencia” en Chilapa.

Desde el pasado 13 de marzo autoridades estatales enviaron más agentes de seguridad estatal y Ejército Mexicano a Chilapa, sin embargo, su presencia no ha desactivado la incidencia criminal.

Luego de la misa en la catedral de Chilapa, Salvador Rangel afirmó que reconocer el clima de violencia “no es que se esté difamando al estado”, y reiteró que todos los sectores deben poner empeño “para que se deje de asesinar”.

La tarde del sábado en Chilapa, sujetos armados asesinaron a una funcionaria del ayuntamiento de ese municipio, pareja del hijo del alcalde suplente quien no ha entrado en funciones, tema por el cual el obispo se pronunció.

“Desgraciadamente una mujer más, a veces estos asesinos no respetan sexo ni condición (…), acuérdense que hace dos meses nos mataron dos sacerdotes, tenemos que trabajar mucho para reconstruir el tejido social”, dijo el obispo.

De acuerdo con un resumen realizado por Bajo Palabra, hasta el día de hoy han sido asesinadas 11 mujeres en lo que va del 2018 en el blindado municipio de Chilapa.

 Gobierno lanzó campaña para criminalizarlo, denuncia obispo Rangel
Obispo Salvador Rangel

Campaña del gobierno busca criminalizarlo, dice

El obispo Salvador Rangel Mendoza dijo este domingo en la celebración religiosa en la Catedral de Santa María de la Asunción en Chilpancingo que existe una estrategia de la autoridad local que, a través de organizaciones, políticos y comunicadores, buscan criminalizarlo ante la opinión pública, como sucedió con el sacerdote Germain Muñiz García, que fue atacado a balazos en las inmediaciones de Taxco y que fue vinculado con el crimen organizado.

Dijo estar en disposición de reunirse con el gobernador Héctor Astudillo Flores o representantes de gobierno, pero en un clima de respeto y no de “regaños”.

Afirmó que con en aval de la Secretaría de Gobernación, continuará reuniones con el narco.

Hace una semana el obispo diocesano se reunió con el secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, para tratar sobre los acercamientos que ha sostenido con líderes de cárteles para buscar una ruta de pacificación en la entidad ante la situación de violencia e inseguridad.

Monseñor fue informado por autoridades de gobierno, que no había incurrido en ninguna falta a partir de sus actividades pastorales.

“(Ellos me dijeron que) Tengo toda libertad como ministro de culto de ejercer mi ministerio y yo, cuando me he reunido con esas personas, siempre ha sido buscando el bien de otras personas, no personal”, mencionó.

Durante la homilía de este domingo, Rangel Mendoza pidió en diversas ocasiones por la paz en el estado, por unas elecciones en tranquilidad y por el cese a los asesinatos de políticos.

“Vamos a pedir por nuestro estado, por nuestro querido México, tenemos situaciones muy difíciles, la cuestión de los asesinatos, la cuestión de los secuestros, el asesinato de los políticos”, señaló.

En los últimos días, los fieles católicos iniciaron celebraciones especiales para pedir por monseñor Salvador Rangel y su labor pastoral, que lo ha llevado a buscar el diálogo para frenar la violencia, sobre todo de la region centro del estado.

La última declaración del obispo, fue en el sentido de que había pactado con una organización criminal para impedir asesinatos de políticos, los cuales se han incrementado desde la etapa previa al arranque del proceso electoral.

#Guerrero

Comisarios de Guerrero denuncian retraso de obras; toman la SAICA

Entre las principales demandas se encuentran la construcción de carreteras, la recarpetación de caminos y edificación de escuelas y centros de salud.

Por Alejandro Ortiz, 2018-12-18 17:24

Chilpancingo, Guerrero.- Comisarios y pobladores de varias localidades de Guerrero denunciaron el retraso de obras desde hace cuatro años y cerraron las oficinas de la Secretaría de Asuntos Indígenas y Comunidades Afromexicanas (SAICA), en Chilpancingo.

Minutos antes de las 12 del mediodía, un grupo de pobladores de San Luis Acatlán, Malinaltepec, Acatepec, Eduardo Neri y Huitzuco tomaron la SAICA y pidieron la destitución de subtitular, Javier Rojas Benito.

 Comisarios de Guerrero denuncian retraso de obras; toman la SAICA

Los manifestantes denunciaron que desde el 2014 se han gestionado obras en comunidades indígenas, entre las principales demandas se encuentran la construcción de carreteras, la recarpetación de caminos y edificación de escuelas y centros de salud.

“Queremos una audiencia directamente con el gobernador, queremos que se atiendan nuestras demandas y que a las comunidades se les den médicos y escuelas porque no tenemos”, pidió Jesús Plácido Galindo, promotor del Consejo Indígena Popular de Guerrero.

Al lugar de la protesta llegaron agentes de gobernación y ofrecieron acercamiento con autoridades estatales, sin embargo al no garantizar un encuentro con el titular del Ejecutivo estatal decidieron continuar sus acciones de protesta.

 Comisarios de Guerrero denuncian retraso de obras; toman la SAICA

En varios automóviles, los manifestantes se trasladaron a la caseta de Palo Blanco en Chilpancingo y dieron paso libre a los automovilistas.

Finalmente anunciaron que de no haber atención pronta, cientos de campesinos de Guerrero bloquearán la Autopista del Sol en Chilpancingo para ejercer presión.

#Acapulco

“Que policías desaparezcan personas es rutina en Acapulco”: diputados

Marco Antonio Caba y Moisés Reyes exigieron a Adela Román que certifique con eficiencia a sus policías para que respeten los derechos humanos.

Por Luis Jijón León, 2018-12-18 16:59

Chilpancingo, Guerrero.- El diputado del distrito 06 de Acapulco, Marco Antonio Cabada Arias, afirmó que la desaparición de personas por presuntos policías “es muy usual en Acapulco, este a lo mejor es el más sonado porque son tres”.

Aunque la alcaldesa está atendiendo el tema, agregó, hace falta una investigación con la Secretaría de Seguridad Pública federal para que se adecuen los estándares que debe de cumplir la Policía Preventiva del puerto a través de la evaluación y acreditación, para tener la certeza que la Policía cuenta con las condiciones de estar en las calles, algo que no ha pasado desde hace muchas administraciones.

“Es muy lamentable y nosotros debemos de ponernos de lado de la sociedad. Es un asunto que es muy usual en Acapulco (la desaparición de personas por supuestos policías) no es el primer caso, a lo mejor el más sonado porque son tres, es un asunto que se tiene que revisar”, dijo.

El diputado solicitó a la alcaldesa actuar lo más pronto posible y remitir al Congreso junto con su secretario de Seguridad Pública la información sobre el tema.

“No es posible que siga actuando de la misma forma y sigamos teniendo los mismos problemas. La policía de Acapulco debe actuar como una policía certifica al 100 por ciento y ese sentido no tendríamos ningún problema”.

Cabada Arias pidió a la alcaldesa ponerse a trabajar de manera inmediata en la evaluación y certificación de los policías, solicitó también agilizar las investigaciones en el caso de los jóvenes desaparecidos.

El primer paso en el caso es la declaración ante la Agencia del Ministerio Público, lo cual hicieron ayer, y será el Consejo de Honor y Justicia quienes determinarán si los separan del cargo, dijo el diputado.

El diputado del distrito 07, también del puerto, Moisés Reyes Sandoval se solidarizó con la familia de los jóvenes desaparecidos y pidió esperar a las investigaciones.

Recordó que en el Sistema Penal Acusatorio existe la presunción de inocencia, nadie es culpable hasta que se le demuestre lo contrario, y los policías tienen derecho a defenderse, las víctimas y la agencia del Ministerio Público presentarán sus argumentos, y adelantó que será un proceso largo.

Se pronunció a favor de la depuración de los policías, pero con apego a los derechos humanos y laborales, porque en algunas ocasiones agentes honorables con premios internacionales han reprobado los exámenes de control y confianza, y policías que tienen incluso carpetas de investigación han pasado los exámenes.

“Hay que mejorar nuestros métodos de control y confianza, una vez que estos métodos de control y confianza sean garantes que se respeten los derechos humanos fortalecer estos procesos”, dijo.

#Acapulco

“Adela debe responsabilizarse de la seguridad en Acapulco”: Mariana García

La diputada señaló, ante la desaparición de jóvenes a manos de policías, que “gobiernos pasan, gobiernos llegan y son las respuestas de siempre, que no les corresponde, que no es su esfera de competencia”.

Por Luis Jijón León, 2018-12-18 16:39

Chilpancingo, Guerrero.- La diputada local de Morena, Mariana García Guillén, exigió a las autoridades agilizar las investigaciones en la desaparición de tres jóvenes por supuestos policías preventivos de Acapulco y solicitó a la alcaldesa, Adela Román Ocampo, “mano dura” para realizar la certificación de los policías y asumir su responsabilidad en materia de seguridad.

Ayer, cinco policías municipales acudieron a declarar a la Agencia del Ministerio Público por el caso de los tres jóvenes que fueron presuntamente levantados en la cancha de la CROM el pasado 5 de diciembre, y uno de ellos fue hallado muerto al día siguiente y dos siguen desaparecidos.

En entrevista en el Congreso local previo a la sesión de este martes, la diputada Mariana García Guillén dijo que hay una “presunción de culpabilidad” de los policías y hasta que no se concluyan las investigaciones del caso los policías deben separarse del cargo, y la alcaldesa Adela Román Ocampo debe tener mano dura y acreditar a la corporación antes de sacarlos a la calle.

“Pareciera que cada vez nos sorprende menos este tipo de situaciones, se habla de que los cuerpos policiales están coludidos con el crimen organizado, es algo que públicamente se ha denunciado, que organizaciones sociales y activistas están luchando a favor de erradicar esta situación que se ha generado en los cuerpos policíacos”, afirmó.

García Guillén aseveró que no hay confianza de los ciudadanos hacia las corporaciones policíacas y “el gran problema” es que todo se le asigna a la Fiscalía General del Estado para que los resuelva “y la fiscalía nos sale con los mismos postulados: que forman parte del crimen organizado, que estaban coludidos, que estaban dentro de un grupo criminal”.

La morenista reconoció que existe una crisis de seguridad y de derechos humanos en la entidad y si la violencia continúa en el puerto de Acapulco “el bono democrático con el que llagó Morena (a la alcaldía) se irá desdibujando”.

Pidió a las autoridades asumir su responsabilidad, “gobiernos pasan, gobiernos llegan y son las respuestas de siempre: que no les corresponde (la violencia), que no es su esfera de competencia y que le corresponde solo a la federación y nos lavamos las manos desde lo municipal y desde lo estatal”.