Chilpancingo, Gro.- Trabajadores de la Fiscalía General del Estado (FGE) denunciaron la falta de medidas sanitarias, apoyos y atención a sus compañeros infectados y fallecidos por Coronavirus (Covid-19) por parte del titular de este organismo, Jorge Zuriel de los Santos Barrila.

En conferencia de prensa este viernes, en esta ciudad, el agente del Ministerio Público (MP), Francisco Escobar León denunció que hasta el momento no se han sanitizado las oficinas centrales y regionales de la FGE y y que no les han otorgado cubrebocas, ni gel antibacterial a los trabajadores, dejándolos en total vulnerabilidad.

"No tenemos material para combatir esta pandemia; no han sanitizado las instalaciones de la Fiscalía General. No nos están ayudando para que nuestros familiares tengan el recurso para la cremación y para el funeral de los compañeros", agregó.

La omisión de los jefes de áreas, altos mandos y del propio fiscal, acusó, ha provocado el contagio de al menos 34 policías ministeriales y 18 agentes de ministerios públicos y el fallecimiento de seis más.

"Tenemos enfermos en Tlapa, tenemos enfermos en Tierra Caliente, en Iguala, los cuales no han recibido ningún recurso por parte del fiscal, ni a sus familiares ni las condolencias", lamentó.

Dijo que a ninguno de los familiares de los trabajadores fallecidos les han hecho válido su seguro de vida y que las autoridades ni siquiera los han apoyado con los gastos funerarios.

En su intervención, el también agente del MP, Juan Rivera Altamirano ejemplificó que su homólogo de Iguala resultó positivo al SARS-CoV-2, quien por la falta de apoyo estuvo a punto de morir y que fueron sus compañeros que con recursos propios compraron un tanque de oxígeno, cuya renovación cada dos días cuesta 5 mil pesos.

Los trabajadores, quienes forman parte de la Asociación de Agentes del Ministerio Público, Policías Ministeriales y Peritos de la FGE, se reunieron este viernes en la plazoleta pezuapa del barrio de Tequicorral, en esta ciudad, para acordar las acciones de protesta a realizar en próximos días ante la falta de desatención por parte del fiscal.