México.-Para tener éxito en tus proyectos necesitas tener una mente ágil para reaccionar rápido a los problemas que se te presenten. Tu habilidad para triunfar se determinada por lo inteligente que eres.

Con el paso del tiempo, cualquier persona puede aumentar su base de conocimientos, agudizar su intelecto y aprender nuevas habilidades. Hay varias maneras de mejorar sus habilidades cognitivas y ampliar su capacidad mental.

Deberíamos apuntar a pasar tiempo todos los días aprendiendo algo nuevo. Cuanto más aprendemos y más profundamente comprendamos, mejor podremos mejorar el rendimiento de nuestro cerebro y aumentar nuestra capacidad de aprender, según una publicación de Entrepreneur.

A continuación, te enlistamos siete pasos para que seas más inteligente y puedas enfrentar los desafíos que se te presenten:

1 Leer: La mente es como un músculo: cuanto más lo uses, más fuerte se volverá. La lectura es un elemento importante para desarrollar tu mente, ya que es una de las formas básicas en que adquirimos conocimiento y aprendemos.

A través de la lectura, puedes descubrir cosas nuevas y educarte sobre cualquier tema. La lectura también ayuda a desarrollar tu lado creativo al comprometer tu imaginación. Las palabras, tanto habladas como escritas, son los bloques de construcción de nuestra existencia social.

Si buscas aumentar tu conocimiento rápidamente, una manera fácil es acelerar la lectura para que pueda cargar libros, material escrito e incluso artículos en línea.

La mayoría de las personas leen a una velocidad promedio de 250 palabras por minuto. A ese ritmo, le tomaría aproximadamente seis minutos leer este artículo. Pero con la lectura rápida, podrías reducir ese tiempo a la mitad. Recuerda que el objetivo es consumir rápido más información, no solo hacer zoom en palabras pasadas sin comprender completamente el significado.

2 Comprensión profunda:  Ser más inteligente requiere más que solo absorber información: la verdadera sabiduría proviene de la comprensión profunda de un tema. Las personas más exitosas superan constantemente a todos los demás porque pueden aprender rápidamente nuevas habilidades, adaptarse a los cambios y trabajar de forma colaborativa e independiente.

Utilizan un conocimiento profundo y significativo de su mundo y una mentalidad flexible para entender los problemas y encontrar soluciones rápidamente. Su base de conocimiento profundo les da la base que necesitan para realizar.

Construye una base de conocimientos profunda y significativa sobre algunos temas y problemas clave. Sé honesto contigo mismo acerca de las áreas en las que eres débil y busca reforzar tu comprensión de temas importantes hasta que tengas una base sólida que puedas construir.

El conocimiento es acumulativo, así que comienza con lo básico. Necesitas tener un conocimiento firme de cómo funciona algo antes de poder arreglarlo. Es bueno tener un amplio conocimiento, pero también es importante hacer “inmersiones profundas” para entender realmente los problemas difíciles y complejos.

3 Pregunta y busca respuestas: Hacer preguntas es el factor más importante para volverse más inteligente. La innovación siempre comienza haciendo preguntas y siendo curioso. Hay valor en hacer preguntas porque es la forma en que empujamos los límites de nuestro mundo y nuestra mente. Por eso es tan importante perfeccionar una mente abierta y curiosa al cuestionar constantemente todo.

Haz preguntas interesantes que prueben la validez de las suposiciones, analicen la lógica y exploren lo desconocido.

Practica haciendo preguntas que lleguen al corazón de un asunto y cultiva la voluntad de presionar para obtener respuestas.

4 Diversifica tu día: Una de las mejores formas de aumentar su inteligencia consiste en estimular diferentes áreas del cerebro. No vas a ser más inteligente haciendo el mismo trabajo todos los días. Si bien tener una rutina es algo bueno (para que su cuerpo sepa cuándo levantarse y cuándo es la hora de acostarse), no pases tus horas de descanso atrapado en una rutina.

Al incluir algo nuevo a tu vida diaria, mantienes las cosas frescas e interesantes. Puedes visitar un nuevo lugar o dar un paseo en el que pongas atención a las imágenes y sonidos que te rodean. También, puede mezclar las cosas durante las horas de trabajo simplemente encontrando nuevas formas de hacer sus tareas diarias.

Si has trabajado durante mucho tiempo en algo, intenta cambiar lo que generalmente haces. Para que evites el aburrimiento y mantengas tu mente alerta y concentrada.

Al mezclar las cosas, usarás partes de tu cerebro de manera diferente cada día. Esto te ayuda a aumentar tu inteligencia y tu capacidad intelectual.

5 Recordar la información aprendida: Otra de las recomendaciones es recordar la nueva información, después de haberla aprendido. Si no usas esa información, se desvanecerá rápidamente de tu mente. Después de unos días, es posible que solo puedas recordar un poco de lo que aprendiste inicialmente.

Para aumentar tu capacidad de recordar, necesitas almacenar esta información en la memoria a largo plazo, y la mejor manera de hacerlo es revisar con frecuencia lo que has aprendido hasta que se garbe en la memoria.

Tomar notas mientras lees o investigas algún tema y reescribir es muy recomendable. Requiere un poco de esfuerzo, pero una vez que se convierta en hábito, te sorprenderás de lo bueno que es repasar la información.

6 Registra tus ideas: A medida que trabajas para construir una base de conocimientos, encontrará que tu mente se expande y crece de nuevas maneras. Si llenas tu cerebro con mucha información, tu mente va a hacer lo suyo y comenzará a interpretar esa información de una manera útil. Puedes encontrar que de repente te has convertido en una máquina de ideas, que conectarás con otras para formar una más grande y mejor.

Escribe tus ideas y mantenlas a la mano. No todas las nuevas ideas serán ganadoras. Algunas pueden ser fugaces o simplemente no darán resultado. Pero de vez en cuando, puedes tener un momento de luz, que podría cambiar tu vida.

7 Permítete cambiar: En ocasiones, las personas más inteligentes se dejan atar a ideas y formas de pensar obsoletas o erróneas. Para volverse verdaderamente inteligente, debes permitirte cometer errores, tomar riesgos, aprovechar oportunidades y aprender de todas estas experiencias.

Debes permitirte cambiar, estar abierto a cosas nuevas y, en última instancia, convertirte en una versión diferente y mejor de ti mismo.

Al abrirse a nuevas fuentes de conocimiento y hacer que tu mente aprenda cosas nuevas, puedes cuestionar algunos de sus pensamientos pasados y fundamentales, así descubrirás que algunas de tus percepciones estaban deshabilitadas o que tus puntos de vista no eran correctos.

Desafía tus ideas, discútelas con otras personas, escucha más opiniones y desarrolla tus habilidades analíticas. Pero mantente abierto a cambiar de opinión. Y, sobre todo, date la oportunidad de crecer y continúa en tu camino hacia la búsqueda de la sabiduría. A medida que te vuelvas más inteligente, el éxito seguirá.