Egipto, (RT).- Un equipo de arqueólogos encontró recientemente en la necrópolis de Saqqara, en Egipto, al menos 13 sarcófagos de madera en perfectas condiciones que datan de hace dos mil 500 años y permanecen completamente sellados.

Los hallazgos se realizaron en un pozo funerario a 11 metros de profundidad, en donde estaba apilados unos sobre otros, comunicó el pasado domingo el Ministerio de Turismo y Antigüedades egipcio en su cuenta de Facebook.

Las autoridades subrayaron que los féretros están tan bien conservados, que incluso algunos de los colores con los que fue pintada la madera están intactos.

Los estudios preliminares revelaron que los sarcófagos probablemente permanecen sellados desde que fueron enterrados.

Además, dentro del pozo los investigadores descubrieron tres nichos sellados, lo que indica que es probable que haya más féretros por excavar, señaló el Ministro de Antigüedades, el doctor Khaled al Anani.

Las autoridades apuntaron que todavía se desconoce la identidad de las personas enterradas, pero aseguraron que a medida que los trabajos continúen, se espera que esta información se descubra pronto, así como el número total de sarcófagos en el pozo.

Se considera que Saqqara, situada al sur de El Cairo, sirvió como la necrópolis principal de la ciudad de Menfis, que fue la capital del antiguo Egipto. En el lugar se realizaron enterramientos a lo largo de tres mil años, por lo que se ha convertido en un sitio de gran interés arqueológico.