Chilpancingo, Guerrero.- El gobernador Héctor Astudillo Flores refirió que el problema en la comunidad de El Naranjo, en el municipio de Leonardo Bravo, se trata de un caso recurrente en la zona, el cual se magnificó tras la divulgación de un video.

Tras concluir una reunión con alcaldes, el mandatario subestimó los hechos de violencia registrados en dicha comunidad, luego de que el pasado 30 de junio, circulan videos de una presunta confrontación entre grupos armados.

Indicó que en esa zona, este tipo de hechos han sido recurrentes, sin embargo, explicó que días después, la población continúa con sus actividades normales. Apeló a que los incidentes registrados desde el domingo, “no lleguen a algo más”.

Mencionó que tras una investigación que realizó la Fiscalía General del Estado y la Policía Estatal, solo se encontraron dos animales domésticos muertos, lo cual, no reflejaba los ataques a balazos que se reportaron.

Ayer en un comunicado, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) informó que tras esos presuntos ataques armados en la comunidad de El Naranjo, no se había registrado ningún desplazamiento de personas, como si se hizo público en medios de comunicación.