México.-En redes sociales, usuarios rinden homenaje y exigen justicia para Ana Paola, la niña de 13 años que fue víctima de abuso sexual y asesinada dentro de su domicilio, en Nogales, Sonora.

Amigos y familiares de la niña la recordaron por su sonrisa y señalaron que uno de sus más grandes sueños era convertirse en una gran bailarina.

En algunas publicaciones, usuarios agregaron videos de la menor en los que aparece en concursos de baile y en otros juega sonriente con su mascota.