México.- Petróleos Mexicanos (Pemex) informó que de enero a septiembre del 2018, se registraron un total de 11 mil 240 tomas clandestinas. La cantidad representa un aumento de 46.56 por ciento si se hace la comparación con el mismo periodo del 2017.

Los estados más afectados por las tomas clandestinas son Puebla [mil 636 tomas]; Hidalgo, con mil 491; Guanajuato, con mil 352, y Veracruz con mil 219.

Cuando comenzó el sexenio de Enrique Peña Nieto, Tamaulipas era la entidad con el más alto índice de casos, pero Puebla y Guanajuato ya se impusieron.

En septiembre, este diario informó que el robo de combustible en México se había incrementado en el actual sexenio, donde las tomas clandestinas alcanzaron una cifra récord de 36 mil 999, un incremento de 262 por ciento.

La cantidad era siete veces mayor a la reportada en la administración del panista Felipe Calderón Hinojosa, cuando se registraron 4 mil 838 tomas clandestinas.

De acuerdo con los registros de Pemex, en el sexenio del Presidente Enrique Peña Nieto el robo de combustible se incrementó gradualmente, con 28 mil 257 tomas clandestinas reportadas de 2013 a 2017.

En 2013 se reportaron 2 mil 627 ductos ilegales, para 2014 esa cifra se elevó a 3 mil 674, y en 2015 se hallaron 5 mil 574 tomas clandestinas.

El año récord era 2016 con 6 mil 873 ductos ilegales reportados, sin embargo, en 2017 alcanzó un nuevo récord de 9 mil 509 tomas clandestinas.

Hasta julio de este año suman un total de 8 mil 742 reportes, pero la cifra puede aumentar y alcanzar un nuevo máximo a fin de 2018.