México.- Decenas de vecinos y amigos de Francisco Javier "N", sacerdote detenido por el homicidio de Leonardo Avendaño, egresado de la Universidad Intercontinental asesinado, exigen que el cura sea liberado.

Frente las instalaciones del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, los feligreses realizan una protesta previo a la audiencia en la que un juez de control definirá la vinculación o no a proceso del sacerdote.

Los simpatizantes del padre comentan que las autoridades capitalinas presenten las pruebas que demuestren si existe o no la participación de Francisco Javier "N", con el homicidio del joven.

Asimismo, realizan oraciones y piden que se revisen las cámaras del C5 para comprobar si el sacerdote está relacionado con la muerte del universitario.

El jueves un juez de control dictó prisión preventiva oficiosa al sacerdote y fue trasladado al Reclusorio Oriente.