La Procuraduría General de la República (PGR), en coordinación con elementos del Ejército mexicano, incineró diversos narcóticos en el estado de Guerrero que se encontraban relacionados con diferentes averiguaciones previas.

En el evento realizado en la ciudad de Chilpancingo, se destruyeron 790 kilogramos 804 gramos de mariguana, tres kilos 862 gramos de goma de opio, 352 plantas de amapola, ocho plantas de mariguana, 380 gramos de cocaína y tres kilos 151 gramos de semilla de amapola.

Además, tres kilos de semilla de mariguana, 15 mililitros de acetona, 40 mililitros de ácido clorhídrico, 50 mililitros de carbonato de sodio, 10 mililitros de hidróxido de amonio y 22 mililitros de morfina, precisó la PGR en un comunicado.

La incineración se llevó a cabo en presencia del representante del Órgano Interno de Control de la dependencia, y del agente del Ministerio Público federal, así como de peritos en materia de química, quienes acreditaron que todo se llevara conforme a la normatividad aplicable.

Con la eliminación de estos narcóticos se dio cumplimiento al Programa de Destrucción de Objetos del Delito y a lo dispuesto por el artículo 181 del Código Federal de Procedimientos Penales.

Notimex