Chilpancingo, Guerrero.- Las fracciones del PRD y Morena en el Congreso local coincidieron en que las estrategias de seguridad que se aplican en Guerrero no han sido efectivas, ni suficientes, en tanto el PRI pidió mayor presupuesto para la Secretaría de Seguridad Pública, pese a que para el 2019 se proyectan mil millones de pesos más que lo ejercido este año.

Esto, durante la comparecencia privada de seis horas, del encargado de despacho de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) del estado, Rafael Horacio Perfecto Beltrán Noverola, ante las comisiones de Seguridad Pública, Justicia, y Derechos Humanos en la sala José Bajos Valverde del Congreso.

A los reporteros se les permitió el acceso en el momento que los grupos parlamentarios emitieron su postura, después de las cinco de la tarde. A nombre de la fracción del PRD lo hizo el diputado Robell Urióstegui Patiño, quien lamentó que en Guerrero no exista una estrategia para atacar el problema de la violencia ni un diagnóstico.

“No hay un diagnóstico real de lo que está pasando en Guerrero, al menos no lo vimos en esta comparecencia, y tampoco hay una estrategia que ataque los problemas de fondo. Creemos que hay una estrategia de reacción es la impresión y el sabor de boca que nos llevamos”, dijo.

El diputado reprochó que no se esté aplicando la ley contra los grupos armados que se autodenominan policías comunitarias, y no lo hacen dijo, porque la permanencia de dichos grupos “alivia parte del peso que les toca a la seguridad pública”.

Consideró que la violencia es el reflejo de la falta de valores y de lo que no se ha hecho en casa, y de nada va a servir llenar las calles de policías, traer la gendarmería, si en los hogares no se hace lo que corresponde.

“Los guerrerenses sentimos un vacío en este tema de seguridad, existe miedo, existe terror y es donde se deben de aplicar todos los esfuerzos”.

Pidió al encargado de la SSP redoblar esfuerzos y se comprometió a que la fracción del PRD trabajaría desde el ámbito de su competencia en el tema.

Las comparecencias no se tratan de sentar en el banquillo de los acusados a nadie, pero sí de evaluar el desempeño de la función pública y deslindar responsabilidades, dijo el diputado Arturo Martínez Núñez quien intervino a nombre de la bancada de Morena.

“Observamos de manera desafortunada que permanece ausente un planteamiento estratégico que oriente y dé certeza a la conducción de acciones de gobierno, viables y eficientes, en materia de seguridad pública”, dijo.

Martínez Núñez dijo que no existe diferencias trascendentes en el diseño de políticas públicas entre las últimas tres o cuatro administraciones estatales y la que se aplica actualmente, en contraste, la inseguridad incrementa todos los días y los ciudadanos han asumido una condición de sobrevivientes de la violencia.

El morenista señaló que no menospreciaban el trabajo que se ha hecho en materia de seguridad, “pero lo cierto, es que no ha sido ni efectivo, ni suficiente”.

Ante la situación que enfrenta Guerrero, no se puede seguir en la misma manera dijo, se tienen que impulsar cambios de fondo, empezando por detener y acabar con la corrupción, hacer eficiente la administración pública y generar alternativas que incidan en las causas fundamentales que generan la actual condición de violencia e inseguridad pública.

El morenista dijo que como grupo parlamentario y para el próximo gobierno federal, tenían claro el camino tienen que seguir.

El diputado del PRI y presidente de la Comisión de Seguridad, Heriberto Huicochea Vázquez reconoció que las acciones en materia de seguridad que se han realizado no son suficientes, sin embargo, justificó que es por falta de presupuesto.

Propuso que para el próximo ejercicio presupuestal puedan destinarse mayores recursos al área de prevención del delito, persecución del delito, impartición y administración de justicia, y un programa de reinserción social.

En 2017 la SSP recibió 2 mil 10 millones 356 mil 500 pesos. Para el ejercicio fiscal 2018 el Congreso autorizó 2 mil 58 millones 911 mil pesos. Para el próximo año se proponen para Seguridad Pública 3 mil 304 millones 305 mil pesos.

Al finalizar la comparecencia el encargado de la Secretaría de Seguridad se negó a dar declaraciones.