Ciudad de México.- El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo este miércoles que la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) no investiga al excanciller Luis Videgaray y a otras personas involucradas en la denuncia de hechos presentada por Emilio Lozoya, exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex).

"No han hecho ninguna solicitud al Ejecutivo, en este caso a la oficina de investigación financiera. No tengo yo información de que hayan solicitado pruebas", señaló en su conferencia desde Torreón, Coahuila.

El mandatario remarcó que la investigación sobre los señalamientos hechos por Lozoya tomará tiempo, aunque pidió que las pesquisas "no tarden, que la justicia sea pronta y expedita".

Agregó que Alejandro Gertz Manero, fiscal general, tiene la facultad para llamar a declarar a las cerca de 70 personas nombradas en la denuncia para esclarecer el asunto.

En la denuncia de hechos presentada por Lozoya ante la Fiscalía General de la República (FGR), afirmó que tanto Videgaray como el expresidente Enrique Peña Nieto están ligados en el caso Odebrecht.

Según la denuncia, los sobornos de esa empresa sobrepasaron los 100 millones de pesos, los cuales se utilizaron "fundamentalmente" para la campaña a la Presidencia de Peña Nieto.

Peña Nieto y Luis Videgaray, quien comenzó en el gabinete como secretario de Hacienda, ordenaron que ese dinero fuera entregado a varios asesores electorales extranjeros que colaboraron en la campaña.

El dinero primero llegó a Emilio Lozoya y, a orden de Peña Nieto y Videgaray, se le entregó a los asesores electorales, de acuerdo con la denuncia.

Al respecto, Videgaray calificó los señalamientos como mentiras y destacó que existía una mala relación personal con Lozoya.