Ciudad de México.-Apple fusionó lo mejor de la octava y de la décimo primera generación de su teléfono inteligente para crear el nuevo IPhone SE. De entrada, el teléfono es atractivo porque incluye la mayoría de las innovaciones de Apple pero a un precio de alrededor de 11 mil pesos en su versión con capacidad de almacenamiento de 64 GB.

El equipo es veloz al desplegar aplicaciones y no se traba al usar software con altos requerimientos de procesamiento de cómputo, como son los programas de edición y los videojuegos portátiles.

Y es que el IPhone SE de segunda generación funciona con un procesador A13 Bionic, el cual es el mismo que viene ensamblado en los IPhone 11 Pro, cuyo precio inicia en aproximadamente 25 mil pesos.

Cabe mencionar que, entre las características que lo diferencian con el mencionado modelo Pro está que la versión SE solo incluye una cámara trasera y que no tiene sistema de reconocimiento facial o Face ID; en su lugar incluye un botón clásico de reconocimiento de huella o Touch ID.

En términos de imagen fija, el IPhone SE, al igual que IPhone S de mayor costo, integra un Modo Retrato que difumina en tiempo real lo que está detrás para resaltar a la persona. Esta función está disponible tanto en la cámara trasera de 12 megapixeles como en la frontal de siete megapixeles y tiene la opción de controlar la profundidad y difuminado en cada imagen, antes de tomar la fotografía.

Como ya es un clásico, puedes elegir entre efectos como son luz de estudio fotográfico, luz natural, luz al contorno, reflector blanco y negro, reflector y clave alta en blanco y negro.En cuanto a video, este IPhone graba en ultra alta definición o 4k a 60 cuadros por segundo. Además, su función de HDR o de alto rango dinámico aumenta los detalles de luces y sombras para ofrecer videos más reales y con colores más vivos. También graba en cámara lenta encalidad Full HD a 240 cuadros por segundo.

Cabe destacar que, aunque es un teléfono que ofrece elevadas prestaciones, no incluye ni el lente ultra gran angular ni el telefoto que si están presentes en el IPhone 11 Pro, por ejemplo.

Con todo, este dispositivo es muy atractivo en sentido estético ya que está fabricado en aluminio y vidrio y tiene el plus de que, gracias a su certificación IP67, es resistente a inmersiones en agua hasta a un metro de profundidad por hasta 30 minutos, por lo que podrás lavar sin problemas este smartphone en estos tiempos en los que es necesario mantener muy limpias las manos y los dispositivos.