México, AFP.-Irán rechazó este domingo las acusaciones "insensatas" de Estados Unidos que le achacan la responsabilidad de los ataques con drones contra instalaciones petroleras de Arabia Saudita, reivindicadas por rebeldes yemeníes.

"Acusaciones y comentarios tan estériles y ciegos son incomprensibles e insensatos", declaró el portavoz del ministerio iraní de Relaciones Exteriores, Abbas Musavi.

Esos comentarios están destinados a "perjudicar la reputación de un país para crear un marco para futuras acciones en su contra", declaró Musavi en un comunicado transmitido a la prensa.

Musavi ironizó sobre la política de "máxima presión" de Estados Unidos hacia Irán que, dijo, "aparentemente se transformó en máxima mentira debido a su fracaso".

Por su parte, Amirali Hajizadeh, comandante de la rama aeroespacial de los Guardianes de la Revolución, la fuerza de élite de la República Islámica, advirtió contra el riesgo de un conflicto armado.

Las tensiones actuales, "con fuerzas que están frente a frente en el terreno" pueden desencadenar un conflicto armado, dijo Hajizadeh según la agencia Tasnim, cercana a los ultraconservadores iraníes.

"Irán está preparado para una guerra total", pero "ni nosotros ni los estadounidenses no queremos la guerra", declaró Hajizadeh.