Jalisco conquistó oro en los relevos del Triatlón, en la Olimpiada Nacional 2015, con lo que suma siete metales de primer lugar y demuestra así su supremacía en este deporte, al obtener su título 16 de manera consecutiva.

La primera en entrar en acción por parte de Jalisco fue Adriana Carreño, quien de inmediato se fue a la punta del pelotón y poco a poco ganó distancia, hasta sacar ventaja de cerca de 30 segundos cuando cedió el relevo a Julio Torres, quien en la prueba de nado empezó a incrementar la ventaja para su equipo.

En la prueba de ciclismo, Julio Torres aceleró y llegó a subir su ventaja hasta en un minuto, la que mantendría en la prueba de carrera hasta entregar el relevo a Jessica Romero.

Ésta última, rápidamente mostró su fuerza en la natación, donde empezó a ver más lejos a sus rivales, incluso en el ciclismo le sacó casi una vuelta a la competidora de Querétaro, que venía en segundo lugar.

Con una ventaja de más de minuto y medio, Romero entregó el último relevo a Abraham Rodríguez, quien sólo tuvo que mantenerla y no cometer errores, cosa que cumplió a la perfección, y aunque poco a poco le recortaron la diferencia, nunca estuvo en peligro la medalla de oro para Jalisco.

La llegada a la meta desató la alegría en la delegación Jalisco, que con esta medalla conquistó su séptimo metal áureo, de un total de 13 que ofertó el certamen, para quedarse con más de la mitad de los primeros lugares, donde sobresalió Adriana Carreño, quien obtuvo tres oros: dos individuales y uno en relevos. Notimex.