México.-El West Ham United ha vivido en últimas fechas una mala racha provocada por las distintas lesiones dentro de su plantel, por lo que el estratega David Moyes y la directiva han decidido reforzar al conjunto con la llegada del portugués Joao Mario Naval da Costa Eduardo.

Joao Mario llega cedido por el Inter de Milán hasta el final de la temporada con opción a compra por 30 millones de euros.

Con la incorporación de Naval da Costa, la directiva de los “Hammers” calma un poco la insistencia de Moyes por reforzar al equipo de cara a la segunda mitad del torneo, con miras a ser más competitivos, alejarse de zona de descenso y hasta colocarse en puestos que califican para competencias europeas (Champions y Europa League).

“Está pasando el reconocimiento médico. Se trata de una cesión. Estaré en disposición de compartirles más detalles en el momento que se haga oficial”, comentó Moyes.

Joao Mario fue fichado por el Inter por cerca de 40 millones de euros en agosto de 2016, pero su participación con el club italiano se vio interrumpida por la llegada del técnico Luciano Spalletti quien no le dio su confianza para ver minutos en la Seria A.

"El West Ham United está encantado de confirmar el fichaje del internacional luso Joao Mario en calidad de cedido para lo que resta de curso", informó el club del este de Londres, undécimo en la Premier League, a través de un comunicado.

El mediocampista se ha convertido en el primer refuerzo invernal de los 'Hammers', y en el Estadio Olímpico, su nueva casa, se reencontrará con su compatriota José Fonte, con el que levantó hace un año y medio la Eurocopa de 2016.

"Estoy muy feliz de estar aquí", dijo el número '18' del West Ham. "Es increíble llegar a este gran club y estoy deseando empezar. Todo se hizo muy rápido; hablé con algunos compañeros y con el club y estoy encantado", añadió.

"José (Fonte) me habló muy bien del club y de la canción tan famosa que tenemos: 'I'm Forever Blowing Bubbles', y de todo eso. Es un equipo histórico con un gran estadio y futbolistas de primer nivel", prosiguió.

Mario, de 25 años, llegó al Inter de Milán en verano de 2016, poco después de conquistar la Eurocopa, procedente del Sporting de Lisboa por 38,4 millones de libras.