Acapulco, Guerrero.- El director de Vía Pública de Acapulco, José Luis de la O Martínez, negó que se tenga un incremento de ambulantaje en los lugares públicos del puerto.

Sin embargo, a diario sobre la zona turística taquerías que cuentan con un establecimiento fijo sacan a las banquetas mesas y sillas, obstaculizando el libre tránsito al peatón.

A esto se suman vendedores fijos y semifijos que llegan a partir de las cinco de la tarde a colocar sus mesas, carros de comida y diversos giros de venta que existen sobre la zona más visitada del puerto.

A esta realidad el funcionario respondió "si tú eres periodista, te lo digo con todo respeto, debes tener una estadística y conocimiento de que hemos retirado más de 400 vendedores. Entonces tenemos que ver bajo qué fundamentos periodísticos hay para poder hablar de un incremento de ambulantaje", expresó el funcionario.

El funcionario evadió el tema con señalamientos de que han sido retiradas durante esta administración 400 comerciantes informales; muestra de ello, dijo, es el tianguis de la avenida Cuauhtémoc heredado de la administración pasada.

También puso en la palestra el retiro de vendedores del Malecón y del Parque de la Reina donde, consideró, se habla de una disminución y no de un incremento.

Sin embargo, no se ha puesto atención al retiro de puestos fijos y semifijos que se encuentran en las principales banquetas de Acapulco, principalmente en el Centro, el área turística, la avenida Cuauhtémoc y el zócalo de Acapulco, donde existen líderes que rentan los espacios públicos para que ciudadanos continúen vendiendo sus diferentes productos.

Reconoció que, si bien es un problema social grande, tienen que sumarse todos para poder disminuir la invasión de vendedores que existen.

Agregó que han realizado pláticas con contadores administrativos de estos negocios que invaden las banquetas con sillas y mesas la zona turística.