El juez federal Tercero de Distrito con sede en el Estado de México, emitió su opinión jurídica "favorable" sobre la extradición de Joaquín Archivaldo Guzmán Loera, alias "El Chapo", horas antes de que el capo fuera trasladado sorpresivamente al Centro Federal de Readaptación Social, número 9, en la fronteriza Ciudad Juárez, Chihuahua.

La extradición ahora tendrá que ser aprobada por la Secretaría de Relaciones Exteriores, tal como lo informó este domingo el abogado del líder del Cártel de Sinaloa, José Refugio Rodríguez.

"El Chapo" se fugó de dos penales de máxima seguridad, el de Puente Grande en Jalisco y el de El Altiplano, en el Edomex, y que fue considerado hasta su recaptura, como el narcotraficante más buscado del mundo.

A partir de este fallo judicial, la cancillería cuenta con 30 días hábiles para analizar el expediente y resolver "en definitivo si procede o no la extradición", indicó el abogado.

Hasta el momento pesan dos pedidos de extradición sobre "El Chapo" Guzmán, uno de una corte de California por el delito de introducción y distribución de cocaína, y otro de Texas, por homicidio.

Aunque el litigante dijo estar "absolutamente convencido" de que la Cancillería mexicana concederá la extradición, explicó que la defensa tiene 30 días más para promover un juicio de amparo contra esa decisión, lo que podría demorar el proceso.

El defensor indicó que fue notificado sobre esta decisión judicial cerca de la media noche del viernes, poco antes de que el líder Cártel de Sinaloa fuera trasladado de manera inesperada durante la madrugada del sábado a un penal en la frontera con la estadounidense ciudad de El Paso, Texas.

Las autoridades mexicanas rechazaron el sábado que el traslado de Guzmán a Ciudad Juárez estuviera relacionado con el proceso de extradición y señalaron que lo que se buscó fue evitar riesgos de fuga ante las obras de construcción para reforzar la seguridad que se realizan en el penal El Altiplano, donde estuvo recluido hasta el viernes.

Guzmán había regresado a la cárcel de máxima seguridad El Altiplano, a 90 km de la capital, en enero pasado tras ser recapturado en su natal estado de Sinaloa, luego fugarse por un túnel de 1,5 km de ese mismo penal.

Aunque inicialmente el gobierno se resistió a la extradición del capo a Estados Unidos, tras su recaptura en enero el presidente Enrique Peña Nieto señaló que quiere extraditarlo lo antes posible.