México.- Rodrigo Alves se volvió mundialmente famoso por someterse a decenas de cirugías para parecerse al muñeco “Ken”, pero ahora ha anunciado que su verdadera meta es ser como la muñeca “Barbie”.

El conductor brasileño gastó más de medio millón de euros en cerca de 60 operaciones estéticas para modificar su cuerpo. Entre ellas se encuentran cirugías de nariz, implantes en pectorales y brazos, así como el retiro de cuatro costillas.

No obstante, hace unos días anunció que su identidad es de una mujer, así que comenzó a revertir todas las operaciones con las que no se siente a gusto.