La cadena de comida rápida Kentucky Fried Chicken (KFC), ha lanzado en Hong Kong, un línea de esmaltes de uñas con sabor a pollo que literalmente es para chuparse los dedos.

De acuerdo con la propia marca, se trata de un producto conseguido con ingredientes naturales.

El cosmético está disponible en dos versiones: sabor original y picante.

Para utilizarlo necesitas aplicarte el esmalte, esperar a que seque y posteriormente “lamerlo una y otra vez”, detalló KFC en un comunicado.

nails kfc

"La receta de nuestro esmalte de uñas comestible es único y ha sido diseñada específicamente para mantener el sabor, pero también para dejarlo secar y que deje una pátina brillante similar a esmalte de uñas normal", explicaron.

Según el comunicado, la campaña está diseñada para ser inter interesante, divertida y aumentar la emoción en torno a la marca KFC en Hong Kong.

El producto viene en envases similares a un esmalte de uñas normal, y la producción del mismo sólo se limita a Hong Kong.