La Red de Organizaciones de la Sociedad Civil "Hablemos de la hepatitis C" lanzó una campaña para informar sobre esta enfermedad silenciosa y exhortar a la población a realizarse una sencilla prueba que le permita conocer si son portadores de este virus.

Se estima que en México 1.4 millones de personas tienen hepatitis C y cada año se diagnostican 29 mil 300 nuevos casos, a los que se debe sumar las personas que desconocen padecer la enfermedad.

El presidente del Comité Científico de la Fundación Mexicana para la Salud Hepática (FundHepa), Enrique Wolpert Barraza, informó que entre los factores de riesgo se encuentran haber recibido una transfusión de sangre antes de 1995.

También compartir agujas en drogas intravenosas, piercing y tatuajes o tratamientos de belleza para manos y pies si el material no está debidamente esterilizado.

La presidenta de la Asociación Mexicana de Hepatología (AMH), María Teresa Rizo, explicó que la enfermedad es más común de lo que se piensa porque es silenciosa y sus síntomas pueden manifestarse hasta 20 años después de haber adquirido la infección.

En el marco del Día Mundial de la Hepatitis C, que se conmemorará el 28 de julio, indicó que cuando se diagnostica tardíamente la enfermedad el paciente presenta complicaciones graves y mortales como cirrosis hepática e incluso cáncer de hígado.

Los pacientes Miriam Castellot y José Antonio Oñate, señalaron que la mayoría de los portadores del virus de hepatitis C son diagnisticados tardíamente.

Llamaron a autorizar el registro de nuevos antivirales que pueden curar la enfermedad cuando se detecta en etapas tempranas o por lo menos detener su progresion cuando ya hay cirrosis.

La campaña en la que participan actrices, locutores y representantes de diversas organizaciones sociales, incluye un video para cine en el que se hace referencia a lo inadvertida que puede pasar la enfermedad y lo dolorosa que resulta.

Notimex