#Trendy

Libro nos revela qué animales son más flatulentos

Los investigadores Daniella Rabaiotti y Nick Caruso han creado el libro Does it fart?, ilustrado por Ethan Kocak.

Por Redacción, 2018-08-11 14:29

México.- La flatulencia animal ha sido un tema que ha cobrado cierta relevancia en los últimos años, particularmente por esa especulación de que las vacas y sus gases podrían ser uno de los principales contribuyentes al cambio climático. Pero surgen otras preguntas, como la interrogante sobre el poder fétido de las flatulencias de las ballenas o los elefantes, o si las serpientes despiden gases odoríferos… ¿y por dónde?

Después del éxito de un hashtag de Twitter, #DoesItFart, la investigadora Daniella Rabaiotti y Nick Caruso han creado el libro Does it fart?, ilustrado por Ethan Kocak. El libro responde a las incontenibles dudas sobre los hábitos flatulentos del reino animal e utiliza esta curiosidad para explorar la naturaleza biológica de la flatulencia, los procesos digestivos y las bacterias que producen estos gases. Así que los pedos -es imposible no referirse al término vulgarmente usado- son el gancho para explorar cosas más profundas.

Aprendemos que un tipo de pez (un tipo de carpa con dientes, ciprinodóntido) no sólo produce gases, sino que se infla y llega al punto en el que si no logra liberar el aire muere de un estallido. Sabemos, por los autores, que los chimpancés se echan flatulencias especialmente altisonantes cuando comen higos. Que los tapires los hacen con bastante amplitud. Nadie sabe si las arañas lo hacen -nadie nunca escuchó una ventosidad arácnida- pero sí se sabe que los ostiones, las almejas y los pepinos de mar, no. Las serpientes, las cucarachas, las termitas y las abejas sí se echan gases. Las tortugas se echan gases por el trasero, pero también respiran por allí. Algunos peces lo hacen e incluso su vida depende de ello, pero no los pájaros, animales celestiales que no tienen este hábito (aunque esto no quita que su excremento sea un serio problema en ciudades como Roma).

Evidentemente el tono del libro es ligero, ayuda a liberar el estúpido tabú que existe en torno a este tema y es, además, un excelente regalo para un niño con curiosidad científica.

#Oh-La-La

Red Hot Chili Peppers dará concierto en las pirámides de Egipto

Red Hot Chili Peppers publicó el cartel y un video para anunciar su show en Egipto.

Por Redacción, 2019-01-18 09:10

México.-La banda estadounidense Red Hot Chili Peppers dará el 15 de marzo un concierto en las pirámides de Egipto, cuyos boletos estarán disponibles desde este viernes.

El anuncio lo dio a conocer la agrupación de rock alternativo originaria de la ciudad de Los Ángeles, California, a través de su portal oficial, donde además se publicó un cartel y un video del espectáculo que se dará en las Pirámides de Giza.

Red Hot Chili Peppers Live at The Pyramids

EGYPT! Get tickets for Red Hot Chili Peppers Live at The Pyramids on March 15th tomorrow (Friday) at 3pm local. Limited availability for Early Bird tickets!Details here 🇪🇬➡️ https://www.ticketsmarche.com/tickets/tickets-red-hot-chili-peppers-live-at-the-pyramids-15-march-2019-the-great-pyramids-of-giza-giza-7225.html

Posted by Red Hot Chili Peppers on Thursday, January 17, 2019

“Los Red Hot Chili Peppers se complacen en presentarse en Giza, Egipto, en The Great Pyramids of Giza el 15 de marzo del 2019. Disponibilidad limitada para las entradas de (la etapa) Early Bird”, se informó.

#Trendy

Exfisicoculturista deja de comer para sólo beber su propia orina

En 1996 fue campeón norteamericano de fisicoculturismo y un año después se quedó a nada de ganar el prestigioso torneo Mr. Universo.

Por Redacción, 2019-01-17 21:50

México.- John de Pass, un ex fisicoculturista canadiense decidió terminar con un dolor crónico que lo aquejaba a raíz del esfuerzo que realizaba para mantener su musculoso cuerpo en forma. La solución, en los últimos seis meses, ha sido un tratamiento con base en ingerir su propia orina.

“He estado experimentando con orina durante los últimos dos años y eso ha aumentado considerablemente mi nivel de vida durante los últimos seis meses”, dijo John a Daily Mail.

En 1996, el ahora padre de familia de 46 años, llegaba a consumir 5 mil calorías al día, lo cual acompañaba con duras rutinas de gimnasio con el fin de tener unos músculos torneados; en 1996 fue campeón norteamericano de fisicoculturismo y un año después se quedó a nada de ganar el prestigioso torneo Mr. Universo.

Desde hace medio año, John de Pass dio un giro radical en su forma de vida y alimentación, donde lo único que consume de lunes a viernes es su orina, aunque en ocasiones suele variar su dieta con comida ‘normal’.

“Los viernes tengo fruta y un batido, luego los sábados reintroduzco las verduras. Los domingos trato de comer carne y pasta, arroz o papas. A veces también como galletas o helados veganos para el postre”, compartió.

Aunque ha logrado bajar 15 kilos y disminuir notablemente su dolor, John asegura que no fue sencillo, pues tuvo que lidiar con las opiniones negativas, incluso, en su propia familia.

“Mi esposa ha superado su disgusto, disgusto y juicio inicial hacia mí, y ha llegado a ver cómo (beber orina y no alimentarme) ha beneficiado mi vida. Aunque no se está uniendo a mí en la bebida, ya no es una resistencia adicional. Tenía tanto miedo del ridículo, de las opiniones de los demás, que realmente eso me frenó. Ni siquiera mi esposa y mis hijos lo sabían al principio”, dijo el ex fisicoculturista.

#Trendy

Calentamiento global pone en peligro de desaparecer al café: estudio

Es probable que dentro de las próximas siete décadas, la producción de café se reduzca en un 50 por ciento.

Por Redacción, 2019-01-17 20:01

México.- El año pasado nos enteramos de que los cultivos de cebada estaban en riesgo de desaparecer por las olas de calor y las sequías, una consecuencia directa del calentamiento global que podría aumentar el precio de la cerveza. La alarmante noticia se sumó a muchas otras señales de alerta que nos advertían que el cambio climático sigue siendo un riesgo inminente para nuestra vida en el planeta. Bueno, este año comienza con la noticia de que otro producto que se ha vuelto casi indispensable para la humanidad está en peligro: el café.

Un estudio publicado por investigadores Real Jardín Botánico de Kew del Reino Unido advierte que la mayoría de las especies silvestres del café, al menos el 60 por ciento, están dentro de la categoría de en peligro de extinción según los criterios de la Lista Roja de Especies Amenazadas de UICN. Aunque todavía es un escenario lejano, es probable que dentro de las próximas siete décadas, la producción de café se reduzca en un 50 por ciento.

Los investigadores determinaron que, de las 124 especies totales de café, 75 están amenazadas, 13 están en peligro crítico, 22 son vulnerables, 35 no están amenazadas, y de 14 no se tiene la suficiente información. Esto quiere decir que, dada la dificultad que representa determinar la extinción total de una especie, el porcentaje de amenazadas podría subir, ya que de algunas plantas no se tiene información desde hace más de un siglo.

Aún así, el descubrimiento más importante del estudio es que la especie Coffea Arabica, originaria de Etiopía y que representa el 60 por ciento de la producción comercial de café en el mundo, está amenazada. El 40 por ciento restante de la producción equivale a la especie Coffea Robusta, y ambas suman un estimado de 10 millones de toneladas de café en grano que se cosechan por temporada. Además, los investigadores afirmaron que las otras especies amenazadas tienen el potencial de ser utilizadas para el café del futuro, y que si no mejoran sus prácticas de aprovechamiento y sostenibilidad, a largo plazo podrían enfrentarse a condiciones climáticas cada vez más difíciles.

Ahí tenemos otra preocupación que añadir a la lista de tragedias que son consecuencia directa de la crisis climática. Esta vez es gracias a la pérdida de hábitat, el avance de la agricultura, la reducción de la temporada fluvial, el aumento de la temperatura y la degradación de los bosques naturales de Etiopía y Sudán del Sur donde se originan los granos de café, que una de las bebidas favoritas de la modernidad podría dejar de llegar a nuestras manos. Y es que se cree que las condiciones climáticas han obligado a que los productores de café desde Brasil hasta Etiopía y Kenia se reubiquen y busquen nuevas tecnologías para garantizar su supervivencia.

Con la desaparición de las especies, no solo tendríamos que adaptarnos a la producción de especies de café con sabores más fuertes, sino que se amenazaría a la industria de los granos de arábica (que además son predilectos de empresas como Starbucks), y que está valorada en casi 14 mil millones de dólares.

Entonces, si todas las cifras y noticias que a lo largo de los últimos años han comprobado que estamos cerca de una apocalipsis climática todavía no te convencen, quizás puedas empezar a preocuparte por el calentamiento global ahora que sabes que el café de todas tus mañanas está en riesgo. Y dado que somos la última generación capaz de actuar para disminuir la huella que ha dejado el paso de la humanidad en la tierra, lo mínimo que podemos hacer es reflexionar (con un café, si así lo deseas) sobre la forma en que seguimos calentando la Tierra.