La presidenta de la Comisión de Asuntos Políticos y Gobernación del Congreso local, Rosa Coral Mendoza Falcón, declaró que la licencia que solicitó la síndica de Pungarabato (Ciudad Altamirano), Rosalba Rendón Andrade, está parada en la Comisión de Gobierno, donde se ha retrasado su aprobación.

Mientras que en el caso del alcalde de Cocula, Erik Ulises Ramírez Crespo, el Congreso es incompetente para emitir una licencia para separarse del cargo, porque sus derechos políticos quedaron suspendidos “una vez que se le dictó auto de formal prisión”.

Entrevistada en las instalaciones del Congreso local este día, Mendoza Falcón aclaró que la Comisión que preside ya emitió el dictamen en favor de que la licencia sea entregada a la síndica de Pungarabato, y precisó que ahora es competencia de la Comisión de Gobierno determinar cuándo se turna al pleno para su votación, y aprobación.

Recordó que la “controversia” en el tema de la licencia de Rendón Andrade son las razones que la orillaron a solicitarla; sin embargo, la Comisión que preside no puede tomar razones u opiniones al respecto, y como la solicitud fue presentada de manera personal, tiene que darse por aprobada.

Rendón Andrade presentó licencia para separarse del cargo desde el pasado 3 de febrero, y según la Fiscalía General del Estado fue presionada por integrantes de la delincuencia organizada, quienes secuestraron a su esposo, el empresario Gustavo Borja García, que después de un mes fue entregado por los plagiarios este día, luego del pago de un rescate.

Sobre Ramírez Crespo, la diputada dijo que en su momento la Comisión que preside entregó el dictamen en favor de que se entregara la licencia, la cual quedó sin efectos una vez que un juez  dictó auto de formal prisión en su contra.

“Nosotros quedamos fuera, quedamos sin competencia para poder dictaminar sobre un tema que está rebasado legalmente. Lo que sigue en este momento es que el pleno tendrá que hacer el llamado al suplente para que asuma las funciones de presidente municipal”, aclaró.

Ante las distintas versiones que han trascendido sobre que el alcalde suplente no tiene intención de asumir el cargo, la diputada explicó que lo que procedería es que el gobernador nombrara una terna de la que el pleno del Congreso elegiría al nuevo alcalde.